Huffpost Spain
BLOG

Los artículos más recientes y el análisis de la actualidad a través de las firmas de El HuffPost

Javier Marcos Flores Headshot

Tres claves para entender al Liverpool de Klopp

Publicado: Actualizado:
Imprimir

2016-11-08-1478623955-583382-JURGENKLOPP_original.jpg
Foto: AP.

Los reds son líderes de la Premier League con 30 goles en la bachuca y 8 victorias en 11 partidos. Un balance espectacular y muy halagüeño. Es el segundo equipo más goleador de las grandes ligas europeas (tras el sorprendente Mónaco), quien más tira (146 disparos) y el que más ocasiones genera en la Premier (171).

Un torrente ofensivo dirigido desde la banda por el mediático entrenador alemán Jurgen Klopp. Un icono del Borussia Dortmund, al que llevó a la final de la Champions y con el que conquistó dos Bundesligas. Un hito con el que ya empiezan a soñar en Anfield.

Los que llevan la voz cantante en la banda de rock&roll de Klopp son Coutinho, Lallana, Firmino y Mané. Un equipo hecho a la medida de su entrenador, con un ataque demoledor, que devora al rival con transiciones vertiginosas y un caudal de fútbol que entusiasma a la hinchada y al espectador neutral. El Liverpool es uno de los equipos que más emociona y transmite hoy en día. Un torbellino que no pregunta al oponente. Se mueve a la velocidad de la luz y le golpea en la mandíbula. Lo sufrió incluso el Barça (4-0, aunque fuera durante la pretemporada).

1.-La electricidad
A veces parece un potro desbocado, un vendaval de fútbol ofensivo que se sucede una vez que el balón sobrepasa la medular y Henderson y Can son capaces de enganchar con el frente de ataque. Al rival no se le deja pensar ni respirar. Un ataque tras otro hasta que se gana la batalla por K.O. Y todo lo orquesta uno de los jugadores de moda en la Premier: un Coutinho al que el ex-técnico borusser ha entregado los galones de comandante. Una leyenda de Anfield por el que Jamie Carragher se preguntaba el domingo en Twitter si había un algún jugador en la liga que estuviera jugando mejor que el brasileño.

2.-Ambición histórica y motivación externa
Hacía 3 años que en la ciudad de los Beatles no veían a su equipo en lo más alto de la competición doméstica. Fue de la mano de Suárez y Sturridge, quienes se hartaron a meter goles y casi logran un hito histórico: ganar la Premier League. Sí, el Liverpool es un grande de Inglaterra (el segundo equipo más laureado del país, detrás del United); ahora bien, jamás ha logrado la liga inglesa desde que tiene tal denominación. La sequía persiste 26 años y su fiel parroquia merece saborear las mieles del éxito de nuevo. Y para ello nadie mejor que un excelente motivador como Klopp, quien transmite al equipo su encendida pasión por este deporte.

3.-Fabuloso rendimiento ante los grandes
El Liverpool se ha enfrentado a casi todos los clubes más temidos de la competición y no ha sucumbido ante ninguno; todo lo contrario, ha dejado un poso y un regusto dulce. Batió al Arsenal por 3-4 en el primer partido del curso celebrado en el Emirates en una exhibición de su fútbol frenético; doblegó al Chelsea en el Bridge con una presión alta y una intensidad que dejaron perplejos a los blues para así postularse como un serio aspirante al trono; y no flojeó ante el Tottenham y el United, ante los que sacó un valioso punto. La única mancha en un expediente casi impoluto llegó el día más inesperado, ante el humilde Burnely.

Por más que su entrenador se empeñe en pedir calma a la afición, The Kop ve en este equipo un serio candidato a levantar un trofeo que por heráldica bien merecen.