BLOGS

Mujeres asertivas sexualmente y hombres tolerantes a la frustración

02/05/2017 09:16 CEST | Actualizado 02/05/2017 09:16 CEST
WireImage

¿Cómo mejorar sexualmente y conseguir el éxito de una relación sexual?

Es una pregunta de las difíciles. Quizás tenga que escribir varios posts al respecto. Pero hay dos cosas de las que quería hablar. Lo expuse en mi última ponencia sobre el dolor en la relaciones sexuales. Donde, aparte de situar el tema del dolor, dejar claro que la concepción que tenemos del vaginismo está pasada de moda y que no todo el dolor es vaginismo ni todas las mujeres que tienen dolor tienen problemas psicológicos... (esto da para otro post), hablé de dos cosas que me parece que tienen que ir unidas en una relación sexual de éxito.

Y eso es imprescindible para que la relación empiece bien, y siga bien durante todo el tiempo que dure la relación.

La asertividad sexual

Todas sabemos qué significa ser asertiva. En resumen significa decir SÍ cuando queremos decir sí. Decir NO cuando no queremos. Y decir qué queremos en la medida que lo queremos.

Esto que parece sencillo no lo es tanto ¿verdad? Y además, parece que la asertividad sexual no tiene nada que ver con ser asertivas en otras facetas de nuestra vida.

Puedo ser la caña de asertiva en mi vida laboral, pero eso no significa que lo sea en mi vida sexual.

Las mujeres debemos aprender a ser más asertivas. En otras palabras, debemos aprender a decir aquello que nos gusta o no nos gusta.

Esto implica, sí o sí, saber lo que te gusta. El autoconocimiento es imprescindible. Si no te conoces, ¿qué vas a decir? Pues apechugas y tragas. Y entonces tenemos a mujeres insatisfechas durante años y años. Y cuando ya han pasado tantos años ¿cómo rectificas? ¡Un problema!

¿Sólo las mujeres necesitan ser asertivas sexualmente?

Nuestro modelo de sexualidad está muy basado en el placer masculino. Es decir, todo aquello que hacemos suelen ser comportamientos que satisfacen de una manera más plena a hombres que a las mujeres. Es un tipo de sexualidad muy coitocentrista, representada en la mayoría de casos por la industria pornográfica.

Los hombres pueden ser más demandantes y asertivos en sus relaciones sexuales. Culturalmente se lo enseñan así. Digamos que si uno de los dos tiene que quedarse insatisfecho..., con una alta probabilidad no va a ser él.

Por otro lado, los hombres no necesitan ser tan asertivos. Ya tienen una sexualidad que les viene bien. En la mayoría de casos, tienen un sexo basado en su manera de disfrutar, centrado en el placer masculino. ¿Qué necesidad hay de decir nada?

Tolerancia a la frustración sexual

Todos los hombres llevan grabado a fuego que deben ser buenos amantes. Hacer tambalear eso y frustrarse no lo llevan bien. Un hombre tolera mal que una chica le diga que puede mejorar con el sexo oral, que esa postura no le gusta o que su chica no ha llegado al orgasmo.

La mala tolerancia a la frustración hace que las mujeres nos veamos menos capaces de ser asertivas.

"¿Cómo le digo que a mi esto no me gusta?.... el pobre... se lo va a tomar mal. Lo voy a hundir.

"¿Cómo le digo al pobre que así no llego al orgasmo ni pasado mañana?"

*El pobre= sinónimo utilizado por multitud de mujeres para referirse a su pareja en el terreno sexual.

Esta responsabilidad que sienten los hombres de ser buenos en la cama, y además de ser los responsables del disfrute de su pareja, es un losa demasiado pesada. Entre otras cosas, ¡porque no es cierta!

Chicos (que sé que alguno me lee), no pasa nada por aceptar críticas sexuales. Nadie dice que tengáis que saber hacer disfrutar a una mujer. Uno aprende cada día. Disfruta de tu pareja. Deja que ella te enseñe. Una sugerencia sexual puede mejorar mucho la experiencia sexual de la pareja. Eso no tiene que ir directo a tu ego. Y si algún día tu ego se ve pisado... no pasa nada... Nadie se muere por que le pisoteen un poquito el ego. De esto se aprende, y se mejora.

Siempre digo que lo mejor que le puede pasar a un hombre es encontrar a una mujer que sabe lo que quiere y que lo manifiesta. Pero lo cierto es que no todos los hombres están preparados para mujeres así.

Las mujeres podrán ser más asertivas cuando tengan parejas tolerantes a la frustración.

¿Y si mi chico no tolera las críticas?

Las mujeres podrán ser más asertivas cuando tengan parejas tolerantes a la frustración. Mientras esto no ocurra, las mujeres hacemos otra cosa (que se nos da mucho mejor que ser asertivas), y es ser empáticas. Nos ponemos tanto en el lugar del otro que no somos capaces de decir las cosas. Pensamos que vamos a herir a nuestro compañero..., así que nos quedamos aguantando posturas dolorosas, coitos interminables, dando gemidos de postureo y ¡fingiendo orgasmos!

Recordad: mujer asertiva + hombre tolerante= pareja de éxito

Vosotras (y vosotros) elegid qué tipo de relación queréis.

PD: no sean empáticas, ¡sean asertivas, señoras!

Este post fue publicado con anterioridad en Ginesex.

También puedes seguirnos en Facebook.

Si quieres estar al día de esta y otras cuestiones importantes para nosotras, si no quieres perderte nada sobre salud femenina, puedes visitar la página de la autora.