BLOGS

Rajoy visita a Trump

27/09/2017 07:22 CEST | Actualizado 27/09/2017 07:22 CEST
EFE

Como bien sabemos todos, el presidente Rajoy está visitando al presidente Trump en la Casa Blanca. Toda visita oficial entre jefes de estado y de gobierno se planifica con tiempo. Y ha requerido una serie de trabajos previos. Y como todo acto protocolario cumplirá una serie de "pasos" que cada estado ha establecido según ha creído más adecuados para sus intereses e imagen. Como relata la embajadora Mary Mel French en su manual United States Protocol. The Guide to Official Diplomatic Etiquette todo lo que sucede se ciñe a un plan.

Reuniones para preparar la visita

La complejidad de las visitas de tan alto nivel requiere de reuniones previas. En ellas se fijan los diferentes extremos de la misma y las responsabilidades de cada parte en su organización. En los Estados Unidos las convocan desde la oficina estadounidense de protocolo (U.S. Protocol Office) en Blair House*. Además del jefe de protocolo acuden a estas reuniones representantes del consejo nacional de seguridad (National Security Council); del departamento de estado (State Departament); de la oficina de prensa (Press Office); de Blair House, de la oficina/departamento de actividades sociales de la Casa Blanca (White House Social Office); del servicio de intérpretes del departamento de estado (State Departament Language Services); del Servicio Secreto de los Estados Unidos (U.S. Secret Services) y de la oficina de seguridad diplomática (Bureau of Diplomatic Security).

Se establece un guión, o secuencia de los actos que se van a organizar y llevar a cabo, se coordina las llegada del visitante a la base de Andrews u otros aeropuertos si así fuera, se aclaran las dudas en cuanto a los tratamientos, pronunciación y forma de escribirse de los nombres de las personas extranjeras; el acomodo de los visitantes en Blair House; su paso por la frontera, etc.etc. ¡Una labor cuidadosa y de muchos detalles! También se establece quien será el enlace -oficial de protocolo- que acompañará a los visitantes durante el tiempo que estén en el país para coordinar el programa.

La visita llega a la base de Andrews

Por lo general los invitados llegan en avión a la base aérea de Andrews en Maryland la tarde previa al inicio oficial de la visita. Para el recibimiento se extenderá la alfombra roja y se contará con guardia de honor. A pie de escalerilla les recibirán los embajadores respectivos -norteamericano y del país visitante- los oficiales asignados por el Departamento de Estado, junto con representantes del cuerpo diplomático y el jefe de protocolo. Sonarán los himnos nacionales de ambos países. El traslado posterior a Washington suele hacerse en helicóptero.

Recibimiento en Blair House*

La residencia para las visitas extranjeras tiene al frente a un Director General: será quien reciba a los visitantes en la puerta. Se les acompañará a sus habitaciones y se les darán todas las explicaciones que el séquito requiera. En esa tarde lo habitual es que se lleve a cabo también el intercambio de regalos.

Ceremonia oficial de bienvenida

La ceremonia oficial de recibimiento a la Casa Blanca se desarrolla en la entrada o Pórtico Sur (South Lawn) a primera hora de la mañana. Y es exclusiva para jefes de estado o de gobierno. Consta de varios hitos protocolarios:

- el saludo con 29 cañonazos,
- himnos y discursos y
- una reunión con el presidente, seguida de almuerzo.

Según el tipo de visita que se haya pactado habría un almuerzo en el Departamento de Estado y una cena de estado en la Casa Blanca. En esta visita del presidente Rajoy, informa la web de La Moncloa, la "reunión en el Despacho Oval será a solas, seguida de un almuerzo de trabajo junto con las delegaciones con un orden del día centrado en temas de la agenda bilateral e internacional. Por último, se ofrecerá una rueda de prensa conjunta en el exterior (Rose Garden)".

*Blair House (o Casa Blair) en Washington es la residencia oficial para invitados del presidente de los Estados Unidos. La casa original se construyó en 1824 y era la residencia particular de un cirujano. Lleva el nombre de Francis Preston Blair, consejero del presidente Andrew Jackson, porque fue él quien se la compró al cirujano en 1836. Vivió allí con du familia. En 1942 la adquirió el gobierno estadounidense para los fines a los que hoy se sigue destinando. Está en la avenida Pensilvania números 1651 y 1653 y es hoy, tras sucesivas remodelaciones y adquisiciones, un complejo de cuatro casas cuya superficie es mayor que la de la Casa Blanca.