BLOGS

¿Qué clase de mujer haría algo como la gestación subrogada?

27/03/2017 08:36 CEST | Actualizado 06/04/2017 11:39 CEST
Getty Images/iStockphoto

En los debates sobre gestación subrogada (GS), la parte que se opone suele empezar alegando que está en contra de la explotación de la mujer. Cuando se pone EEUU como ejemplo de GS sin explotación, entonces alegan que están en contra de la mercantilización del cuerpo de la mujer. En este punto, cuando explicamos que defendemos un modelo de GS altruista para España, su contraargumento es 'pero ¿qué clase de mujer va a ofrecerse libremente a pasar por un embarazo y un parto en beneficio de otra persona?'.

Esta es la historia de mi amiga Ximena. Nos conocimos en una universidad de Inglaterra. Ella había estudiado Derecho en su país de origen y había trabajado en el campo de los derechos humanos. En Inglaterra estaba ampliando sus estudios con un máster en Estudios de paz y resolución de conflictos. Al final de dicho máster, tuvo a su hija, Manuela, después de un embarazo y parto fáciles. Tuve el honor de poder tener a Manuela en brazos un par de días después de que naciera. Desde que ella era muy pequeña, Ximena ha tenido que ejercer de madre soltera. Estoy segura de que no siempre ha sido fácil, pero ha hecho un gran trabajo. Siendo su hija adolescente, con todo lo que eso conlleva, Ximena estudió Derecho otra vez, ya que el sistema de Reino Unido es muy particular y no se puede ejercer la abogacía sin licenciarse en ese territorio. Ahora se dedica a luchar contra las injusticias con una toga y una peluca (sí, en el Reino Unido los abogados están obligados a llevarla). Madre coraje, feminista y luchadora contra las injusticias. Esa es Ximena.

Debido a la distancia, nos mantenemos en contacto por las redes sociales. Fue así como se enteró de que mi marido y yo estamos en un proceso de gestación subrogada. Me preguntó por ello y hablamos. Sin dudarlo un momento, se ofreció a gestar a nuestro hijo por nosotros, pero el proceso ya había empezado en EEUU y no podía ser. Cuando se enteró de que el resultado del test de embarazo de nuestra gestante había sido negativo, se puso en contacto conmigo inmediatamente. Nos dijo que quería ser nuestra gestante, ya lo había hablado con su hija. Sabía que tenía que ser de manera totalmente altruista, es la única legal en el Reino Unido. Le daba igual. Lo único que ella quería era ayudarnos. ¿Cómo podía ser que esta mujer que llevaba años sin verme en persona quisiera hacer algo tan grande por mí? Puede ser porque es una mujer solidaria, empática, que cuando ve sufrimiento y puede ayudar se ofrece sin que nadie se lo pida.

Aunque haya una sola mujer en España que quiera ser gestante, reivindico que pueda hacerlo con todas las garantías y con el respeto de la sociedad.

Ximena es un ejemplo, pero no el único. Montse defiende la diversidad familiar y le gustaría poder ayudar a aquellas familias que no tienen capacidad para gestar. A Mertxe le tocó su fibra sensible que una de sus sobrinas tuviera que recurrir a un proceso de GS en EEUU porque aquí no está regulado. Ya es tarde para que Mertxe ayude a su sobrina, pero le gustaría que se regulara para que otras mujeres que, como ella, estuvieran dispuestas a ayudar, pudieran hacerlo. Jodi vio los problemas para quedarse embarazada que tuvo su hermana y tiene primos gays que también necesitarán recurrir a la GS si quieren reproducirse. Se concienció tanto del problema de la infertilidad que, aunque su hermana y sus primos al final no necesitaron de su ayuda, decidió gestar para una familia heterosexual, primero, y para otra homosexual, después.

Este es el perfil de mujer que se ofrece voluntaria para gestar para otra familia en el modelo de GS que defendemos: mujeres solidarias, concienciadas sobre el problema de la infertilidad, que piensan que los hijos son un tesoro y quieren compartir esa fortuna con la gente que no puede acceder a ello por sus propios medios. Si piensas que no hay muchas mujeres así, ¿cuál es el problema?

Yo no defiendo la Ley del Aborto para que aborten muchas mujeres, sino para que si alguna siente la necesidad de hacerlo, lo pueda hacer con todas las garantías médicas y legales posibles. Eso mismo quiero cuando defiendo la regulación de la gestación subrogada en España. Aunque haya una sola mujer en España que quiera ser gestante, reivindico que pueda hacerlo con todas las garantías y, además, con el respeto de la sociedad, puesto que es un acto de generosidad y solidaridad como pocos.

OFRECIDO POR NISSAN