INTERNACIONAL
25/06/2012 21:43 CEST | Actualizado 25/06/2012 21:43 CEST

Turquía anuncia "represalias" contra Siria por atacar sus aviones

Getty Images

Ankara advirtió hoy de que no quiere una guerra con Damasco, pero sí se reserva "el derecho a tomar represalia" para responder al derribo de uno de sus aviones militares por parte de la artillería siria, un incidente que será tratado este martes por la OTAN en Bruselas.

"No tenemos intención de declarar la guerra a nadie. Pero haremos todo lo que consideremos necesario", en respuesta al derribo de un avión militar turco el pasado viernes por fuerzas sirias, dijo este lunes a la prensa el portavoz del gobierno turco y viceprimer ministro, Bulent Arinc, tras concluir en Ankara una reunión del Consejo de Ministros.

El portavoz insistió en la versión de los hechos que dio el domingo por el ministro de Exteriores, Ahmet Davutoglu, de que el caza turco F4 fue alcanzado cuando se encontraba en el espacio aéreo internacional, a 13 millas náuticas de la costa siria, sin ninguna advertencia previa por parte de las autoridades sirias.

Si bien reconoció que la aeronave violó brevemente el espacio sirio, aseguró que se trató de un error que duró solo cinco minutos, pues corrigió el rumbo tras recibir una advertencia de un radar turco, 16 minutos antes de ser derribada.

DISPAROS CONTRA OTRO AVIÓN

Además, el viceprimer ministro informó hoy de que las fuerzas sirias dispararon el mismo viernes contra un segundo avión militar turco, un Casa, que participaba en una operación desplegada por Turquía para buscar los restos del F4 y sus tripulantes.

Las fuerzas sirias abrieron entonces fuego contra un avión Casa, de búsqueda y rescate, si bien lo detuvieron "inmediatamente después de que el Ejército turco las contactara", explicó.

El tema principal de la reunión del gabinete del primer ministro, Recep Tayyip Erdogan, que duró unas siete horas, ha sido la eventual respuesta al derribo de su avión militar, si bien la prioridad de Ankara sigue siendo la búsqueda y rescate de los dos pilotos de la aeronave derribada, aún desaparecidos.

"Turquía se reserva todos sus derechos derivados de la ley internacional, incluido el derecho a la represalia. Turquía no dudará en dar los pasos necesarios como respuesta", subrayó Arinc.

"Un comportamiento semejante no puede quedar impune. Como Estado de Derecho, actuaremos de acuerdo con la ley internacional. Turquía ha notificado a la OTAN en el marco de los artículos 4 y 5 del Tratado", dijo el viceprimer ministro.

Mientras, continúa el flujo de refugiados sirios y militares sirios desertados hacia suelo turco, con la llegada anoche de 33 soldados del Ejército del país vecino, incluidos un general y dos coroneles, y son ya 13 los generales sirios que han buscado refugio en Turquía.

NUEVOS TIEMPOS