TENDENCIAS
08/07/2012 11:41 CEST | Actualizado 08/07/2012 18:05 CEST

El Códice Calixtino regresa a la catedral de Santiago de Compostela tras su robo

AFP

Esta vez no hubo ningún partido de fútbol que impidiera a Mariano Rajoy acudir al regreso del Código Calixtino a la Catedral de Santiago de Compostela un año después de su robo. No ocurrió lo mismo hace una semana, cuando el presidente viajó a Ucrania para presenciar la final de la Eurocopa entre España e Italia en lugar de ir a Valencia, donde ardían más de 50.000 hectáreas en los incendios de Andilla y Cortes de Pallás.

Rajoy fue, por tanto, el encargado de entregar este domingo el Códice al arzobispo de Santiago, Julián Barrio, en un acto celebrado en el Pazo de Xelmírez. La asistencia de Rajoy ha sido objeto de polémica, y no solo por la comparativa con lo que sucedió hace una semana. El PSOE de Galicia critica que el presidente vaya a Galicia "a ponerse la medalla que corresponde a los investigadores" en lugar de explicar "las duras repercusiones de los recortes". Rajoy fue abucheado a su llegada a la catedral.

La entrega del códice se produce, además, menos de 24 después de que Rajoy anunciara nuevas medidas contra la crisis en un acto celebrado en Navacerrada (Madrid).

También el candidato del Bloque Nacionalista Galego, Francisco Jorquera, criticó al presidente del Gobierno al considerar "esperpéntico" y "electoralista" que sea él quien entregue el Códice Calixtino. "Se apropia de una actuación policial", aseguró.

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, cree en cambio que la presencia de Rajoy es una buena noticia. "Agradezco mucho que el presidente del Gobierno nos honre con su presencia para, de alguna forma, resaltar la importancia del Camino de Santiago y que tiene Galicia en toda la cultura europea desde el Medievo", aseguró.

"ESFUERZO MAYOR"

En el acto, Rajoy agradeció el "trabajo y la perseverancia" de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, así como del resto de implicados en la investigación y pidió un "esfuerzo mayor" en la seguridad del Códice. Además, el presidente del Ejecutivo central ofreció la colaboración del Instituto de Patrimonio Histórico Español para "hacer un chequeo y evaluación" de esta obra del siglo XII.

Por su parte, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha expresado la "inmensa gratitud" de los gallegos a todos los que hicieron posible su retorno a la Catedral compostelana, porque se ha rescatado "la misma fuente del europeismo". También ha trasladado la colaboración de su Ejecutivo "en todo lo que pueda mejorar en el futuro la seguridad de este tesoro común".

UN VALIOSO DOCUMENTO

El 'Codex Calistinus' o Códice Calixtino, compuesto por cinco libros, habla de las peregrinaciones a Compostela y permite conocer las dificultades de las rutas, sus usos lingüísticos y sus costumbres, describe los paisajes y sus gentes, anécdotas, milagros del Apóstol y sermones, según recogió El Mundo cuando se produjo el robo. El texto de este Codex es atribuido al monje cluniacense, de mediados del siglo XII, Aymerico Picaud, clérigo de Pitou, acompañante del pontífice Calixto, Guido de Borgoña, en su peregrinación a Santiago por el año 1109.

ESPECIAL PUBLICIDAD