ECONOMÍA
28/07/2012 14:43 CEST | Actualizado 28/07/2012 14:43 CEST

El copago saca a relucir 150.000 tarjetas sanitarias de muertos que estaban activas

Gtres

El Gobierno ha identificado 150.000 tarjetas sanitarias de personas fallecidas que estaban activas, al cruzar datos entre Ministerios ante la puesta en marcha en julio del nuevo modelo de copago farmacéutico. Algunas de ellas, además, se pudieron haber utilizado para obtener recetas y medicamentos gratis, aunque no se ha especificado cuántas.

Así lo ha avanzado la secretaria general de Sanidad, Pilar Farjas, en una entrevista con la agencia EFE, en la que ha hecho balance del primer mes de aplicación de esta medida, que contempla el real decreto de reforma del Sistema Nacional de Salud (SNS).

En concreto, según Farjas, se han detectado algunas actuaciones, como por ejemplo en Andalucía, en las que se ha hecho un uso fraudulento de esas tarjetas. El cruce de las bases de datos entre el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y el de Hacienda, tal y como ha recordado Farjas, ha permitido también que aflore otro fraude, el que cometían 800.000 titulares de tarjeta que constaban como beneficiarios, cuando en realidad no estaban dados de alta en la Seguridad Social. De ellos, 200.000 figuraban como pensionistas, con lo que no pagaban por sus medicinas.

DISMINUCIÓN DE LAS RECETAS

Aunque aún no están cerrados los datos del mes de julio sobre el gasto farmacéutico, la secretaria general ha apuntado que, según las estimaciones, se ha producido una disminución del número de recetas de entre el 15 y el 20%, lo que supone también un impacto en la reducción de la facturación.

Estas cifras demuestran, según Farjas, que este nuevo modelo está funcionando ya que se está disuadiendo a los usuarios para que no acumulen fármacos innecesariamente y hagan un uso racional de ellos. "Pido la colaboración de los médicos -ha continuado- para que no prescriban los medicamentos que no necesita el paciente, y la del farmacéutico para que no dispense fármacos innecesarios e invite al usuario a que vaya a recoger la medicación dos o tres días antes de que se le acabe".

MENSAJE DE TRANQUILIDAD

Farjas ha querido tranquilizar a los pensionistas que están anticipando dinero por encima de los topes establecidos -entre 8 y 18 euros- en el nuevo sistema de copago, al asegurar que el reembolso "se hará automáticamente desde los servicios de salud, sin que el paciente tenga que realizar ninguna solicitud".

No obstante, la representante del Ministerio ha recomendado a los jubilados que guarden los tickets de compra y las recetas en el caso de que compren fármacos en una comunidad autónoma que no sea la suya, por si los tienen que aportar para asegurarse la devolución.