INTERNACIONAL
25/10/2012 13:28 CEST | Actualizado 25/12/2012 11:12 CET

Peregrinación a La Meca: Unos tres millones de musulmanes viajan a la ciudad santa (FOTOS)

EFE

Unos tres millones de musulmanes han acudido al "hach", la peregrinación anual musulmana a la ciudad santa de saudí de La Meca, que entra en su día más importante con la subida de los fieles al monte Arafat, donde se cree que el profeta Mahoma pronunció su último sermón hace catorce siglos.

La peregrinación a La Meca es, junto a la profesión de fe, la limosna, el ayuno en el mes de Ramadán y la oración diaria, uno de los cinco pilares del Islam.

ASÍ SON LOS RITUALES

El miércoles comenzaron los rituales con el denominado día de "Al Taruia" (revelación), en el que los fieles, que deben ir vestidos con un atuendo sin costuras desde que abandonan su hogar rumbo a La Meca, rezarán y la meditarán a la espera de subir la madrugada siguiente al monte Arafat.

En las lomas de este monte el profeta Mahoma pronunció su último sermón "Jutbat al Wadaa" (el sermón de la despedida), y en ellas los peregrinos permanecerán hasta la puesta de sol para después dirigirse a la localidad vecina de Muzdalifa.

Allí pernoctarán y recogerán guijarros antes desplazarse a Mina, donde cumplirán el primer apedreamiento de las tres columnas que representan al diablo y sus tentaciones.

Después habrán de completar las vueltas a la "Kaaba", un edificio en forma de cubo, cubierto por una tela negra y dorada, en el que se encuentra la piedra negra, que los musulmanes consideran un pedazo desgajado del paraíso. Considerada por los musulmanes como la primera edificación de la tierra, en ella los seguidores de Mahoma sitúan el centro del universo.

Cumplidos los rituales, los fieles se cortarán el pelo y las uñas y darán muerte a un cordero, con lo que comenzará la fiesta del Sacrificio (Aid al-Adha), una de las principales festividades islámicas.

En los tres días que siguen a la citada fiesta, los peregrinos deberán cumplir la segunda fase de la lapidación del diablo en Mina y dar siete vueltas más como despedida a la "Kaaba".

SOMOS LO QUE HACEMOS