INTERNACIONAL
27/06/2013 22:43 CEST | Actualizado 27/06/2013 22:43 CEST

El Senado de Estados Unidos aprueba la mayor reforma migratoria en décados

AFP

Estados Unidos ha dado luz verde a la mayor reforma migratoria desde 1986, que abre la vía para la legalización y posible ciudadanía de la población indocumentada. El Senado norteamericano ha aprobado esta norma tras casi un mes de debate.

El proyecto de ley, producto de intensas negociaciones desde enero pasado por el llamado 'Grupo de los ocho' del Senado, supone un paso histórico para esta población -cifrada en once millones-, condiciona la legalización a la seguridad fronteriza y establece sanciones para empresas que contraten a personas sin papeles.

Los partidarios de la medida han reiterado sus posturas de que ésta es un imperativo moral y económico para EEUU, mientras que sus detractores, la mayoría republicanos, han insistido en que no frenará futuras oleadas de inmigrantes indocumentados.

La reforma migratoria, que es una de las máximas prioridades del presidente Barack Obama para su segundo mandato, cuenta con el apoyo de una vasta coalición de líderes cívicos, empresariales, religiosos y sindicales, que reclaman una solución permanente a lo que consideran como una 'crisis humanitaria' en el país.

Con todos los senadores presentes para el histórico voto -algo reservado tradicionalmente a iniciativas de gran envergadura-, la idea de los partidarios de la reforma era obtener el mayor apoyo posible y demostrar la fuerza de esta histórica iniciativa.

#CuandoElDescansoEsUnSueño