INTERNACIONAL
05/07/2013 08:54 CEST | Actualizado 05/07/2013 08:54 CEST

Evo Morales: "No me temblará la mano para cerrar la Embajada de Estados Unidos"

Reuters

El presidente de Bolivia, Evo Morales, ha amenazado con cerrar la Embajada de Estados Unidos en La Paz al considerar que la Casa Blanca está detrás de la decisión de varios países europeos de cerrar su espacio aéreo a su avión ante la sospecha de que el ex agente de Inteligencia Edward Snowden iba a bordo.

Morales ha lanzado ese órdago a la Casa Blanca después de recibir el apoyo de los presidentes de seis países miembros de la Unasur (Argentina, Bolivia, Ecuador, Surinam, Uruguay y Venezuela), quienes exigieron este jueves a España, Francia, Italia y Portugal que pidan "disculpas públicas" por denegar el tránsito aéreo al avión oficial de Evo Morales el pasado martes.

En la declaración se incluye a España entre los países que vetaron expresamente el tránsito aéreo del avión presidencial boliviano, a pesar de que el Gobierno español ha negado que existiera ninguna prohibición en ese sentido.

"No me temblará la mano para cerrar la Embajada de Estados Unidos. Tenemos dignidad. Tenemos soberanía", ha dicho, en el acto que se ha celebrado este jueves en la ciudad de Cochabamba, al que han asistido varios líderes latinoamericanos para condenar lo ocurrido en Europa.

Según el dirigente boliviano, EEUU ordenó a los gobiernos europeos que impidieran el paso de su avión para "intimidar" y "amedrentar", después de que declarara que, en caso de que Snowden lo solicitara, analizaría su asilo político.

"Sin Estados Unidos estamos mejor políticamente. Sin el Banco Mundial y sin el Fondo Monetario Internacional estamos mejor económicamente. Por tanto, no necesitamos de ellos", ha considerado. "Tenemos otros aliados", publica el diario boliviano La Razón.

El líder indígena ha reiterado que se trata de una ofensa, no solo para Bolivia, sino para la región. "Debemos defender la dignidad y la soberanía del pueblo latinoamericano, la lucha que nos dejaron nuestros antepasados por la independencia", ha instado.

"Ahora la lucha no solamente debe ser para liberar a América Latina, sino para liberar a Europa con los movimientos sociales. No es posible que por culpa de sus gobiernos estén sometidos a Estados Unidos", ha apuntado.

"CONSPIRACIÓN" DE EEUU

Desde su llegada a la Presidencia, en 2006, Morales ha acusado en numerosas ocasiones a La Casa Blanca de conspirar contra su Gobierno. En 2008, expulsó al entonces embajador estadounidense en La Paz, Philip Goldberg y, en respuesta, Washington declaró persona 'non grata' al embajador boliviano Gustavo Guzmán.

En 2011, ambos países suscribieron un acuerdo para normalizar las relaciones diplomáticas, en un primer acercamiento entre los gobiernos de Morales y Barack Obama.

Sinembargo, el pasado mes de mayo, Morales anunció la expulsión de Bolivia de la Agencia para el Desarrollo Internacional de Estados Unidos (USAID) por entrometerse en la política interna para "desestabilizar" al Gobierno.

EL HUFFPOST PARA UNIVERSIDAD EUROPEA