POLÍTICA
28/10/2013 22:03 CET | Actualizado 28/10/2013 22:03 CET

Los choques de Rajoy con sus barones: financiación, déficit, impuestos, Eurovegas...

EFE

El Partido Popular siempre ha presumido de unidad. Es un valor del que siempre hace gala, pero desde la llegada de Mariano Rajoy a La Moncloa sus barones han levantado las armas en varias ocasiones en la calle Génova. El presidente del Gobierno sabe que una rebelión interna es mucho más peligrosa para él y su Ejecutivo que las embestidas que llegan desde la oposición.

Las última polémicas las ha protagonizado el presidente de Madrid, Ignacio González, que ha anunciado este lunes una bajada del tramo autonómico del IRPF y ha reclamado en las últimas semanas de manera urgente un nuevo modelo de financiación frente al calendario marcado por el Ejecutivo. Las aguas mansas pueden ser más peligrosas que las bravas.

Estos han sido los principales choques que ha mantenido Rajoy con los presidentes de comunidades gobernadas por el PP durante esta legislatura:

IGNACIO GONZÁLEZ (MADRID)

Aunque no ha llegado al nivel de su predecesora, Esperanza Aguirre, el presidente de la Comunidad de Madrid también ha sido un azote para Mariano Rajoy. Su última gran bandera ha sido la modificación del modelo de financiación aprobado por José Luis Rodríguez Zapatero, que, en su opinión, perjudica a su autonomía frente a otras como Cataluña. También desde el PP madrileño han criticado abiertamente la política fiscal del Gobierno y han reclamado una bajada de impuestos. Otro de los frentes abiertos está motivado por el complejo de Eurovegas, al presionar desde la Puerta del Sol a Moncloa para que modifique la ley antitabaco.

JOSÉ ANTONIO MONAGO (EXTREMADURA)

El jefe del Ejecutivo extremeño se ha convertido en el 'verso suelto' durante esta legislatura, condicionado en parte por su situación en la comunidad donde es apoyado por Izquierda Unida. También chocó por los impuestos y se convirtió en el primer barón en anunciar una bajada de los tributos. Otros de sus puntos de enfrentamiento con el Gobierno han sido la subida del IVA cultural y el reparto del objetivo del déficit.

JOSÉ RAMÓN BAUZÁ (BALEARES)

Vender los presupuestos generales en Baleares es una tarea casi imposible y el presidente autonómico y del partido en este archipiélago, José Ramón Bauzá, no ha dudado en criticar las cuentas de Rajoy. "Muy injustos", ha dicho este mismo mes sobre los de 2014. Aunque con menos ruido mediático que Cataluña, este archipiélago siempre se ha quejado de recibir mucho menos de lo que aporta a las arcas públicas.

JUAN VICENTE HERRERA (CASTILLA Y LEÓN)

El siempre tranquilo presidente de Castilla y León ha levantado la voz en cuestiones como el fin de las ayudas al sector del carbón. Ha sido uno de los grandes choques entre Moncloa y un gobierno autonómico, pero no se ha quedado solo ahí. En las últimas semanas, Valladolid se ha opuesto ferozmente a la implantación del copago de medicamentos en los hospitales y la voz de su consejera de Hacienda, Pilar del Olmo, ha sido de las más críticas durante las reuniones del Consejo de Política Fiscal y Financiera.

ALBERTO FABRA (COMUNIDAD VALENCIANA)

El cambio en el modelo de financiación ha sido también la gran reivindicación durante estos años de la Comunidad Valenciana a Mariano Rajoy. El presidente autonómico siempre ha defendido que el actual sistema perjudica y ahoga las cuentas locales. Los propios empresarios valencianos han presionado públicamente a Fabra para que el Gobierno del PP cambie esta ley.

LUISA FERNANDA RUDI (ARAGÓN)

A la presidenta de Aragón no le gustan las polémicas en público, pero se ha puesto firme cuando se ha visto perjudicada en términos económicos. Uno de los momentos de mayor tensión entre Moncloa y el Gobierno de Aragón fueron los presupuestos para este año. Justo hace un año, la presidenta reconoció que no eran las partidas que esperaban (en el documento inicial constaba una reducción del 30% respecto al año anterior) y que presionaría para lograr una mejora. Aragón también se mostró en contra de un objetivo de déficit asimétrico, como finalmente se aprobó para las autonomías.

ALBERTO NÚÑEZ FEIJÓO (GALICIA)

Uno de los momentos de mayor tensión interna entre administraciones del PP lo protagonizó Galicia. La alumna aplicada en las teorías económicas de Rajoy amagó delante del propio Cristóbal Montoro de votar en contra de los objetivos de déficit en el Consejo de Política Fiscal y Financiera. Finalmente, la conselleira Elena Muñoz dio un "sí crítico" tras horas de incertidumbre en el complejo ministerial de Cuzco en julio del año pasado.

El propio Feijóo ha llegado a decir que al Gobierno le hace falta "relato" y "hacerse entender" sobre su gestión de la crisis.

RAMÓN LUIS VALCÁRCEL (MURCIA)

Cada vez que acude a La Moncloa, el presidente murciano lleva en su cartera una reivindicación especial: el modelo de financiación. Ha solicitado públicamente este cambio en varias ocasiones porque, a su juicio, es injusto para la Región y los murcianos reciben menos financiación per capita que muchas otras autonomías. En la comunidad tenían previsto una remodelación pronta de la ley, cuadrar las cuentas va a suponer un problema. Y sin olvidar que está en marcha un proceso interno para sustituir a Valcárcel...

PEDRO SANZ (LA RIOJA)

El barón riojano ha sido uno de los pocos que no le ha dado disgustos en público al presidente del Gobierno. Ha sido más 'papista que el papa' incluso y ha sido uno de los grandes defensores de las políticas impulsadas por el Ejecutivo central. En guerras internas del PP -como la del objetivo de déficit- siempre se ha posicionado en las posiciones más ortodoxas. Llegó a decir que, aunque el Gobierno relajase las metas presupuestarias, La Rioja seguiría cumpliendo con el techo inicial.

IGNACIO DIEGO (CANTABRIA)

El presidente de Cantabria tampoco ha provocado algún sofoco a Rajoy. Su comunidad no se ha opuesto a las grandes medidas y ha sido de los pocos barones que han defendido que las aportaciones de los presupuestos generales han sido suficientes para su comunidad. La finalización de las obras del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla -tema habitual de confrontación entre Cantabria y el Gobierno central durante años- se ha convertido en la gran arma de ambas administraciones para consolidar la victoria del PP en esta autonomía.

MARÍA DOLORES DE COSPEDAL (CASTILLA-LA MANCHA)

Es baronesa y la 'número dos' del partido. La oposición ha acusado a Cospedal de estar más pendiente de Génova que de lo que pasa en Toledo. Su gobierno no ha protagonizado grandes escándalos contra el presidente y, de hecho, Castilla-La Mancha se convirtió en el laboratorio de las ideas del Partidos Popular.

No obstante, Cospedal ha levantado ampollas dentro de la misma Génova por su gestión del caso Bárcenas. Durante su declaración en la Audiencia Nacional apuntó al propio Rajoy como el artífice del pacto con el extesorero sobre su "indemnización en diferido" y cuando parecía haber pasado a segundo plano se ha reactivado esta polémica por el juicio por la demanda que interpuso la secretaria general contra Bárcenas. Esa es otra guerra.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- Rajoy desoye a González y mantiene el calendario de la financiación autonómica

- Madrid bajará el IPRF un 1,6% y el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales hasta el 6%

- La lucha entre Cospedal y Bárcenas: solo puede quedar uno

- Monago: el barón 'rebelde'

EL HUFFPOST PARA 'LA CASA DE PAPEL'