INTERNACIONAL
04/11/2013 08:39 CET | Actualizado 03/01/2014 11:12 CET

Juicio a Mohamed Mursi: En el banquillo el primer presidente elegido democráticamente en Egipto

AFP

El primer presidente elegido democráticamente en Egipto se enfrenta a la justicia del régimen que lo derrocó. Mohamed Mursi, desde hace meses en una localización secreta, reapareció en la mañana de este lunes en un tribunal en El Cairo donde debía juzgársele por la muerte de manifestantes que protestaban contra su Gobierno.

Sin embargo, tras una hora de sesión judicial, la vista se ha suspendido al negarse Mursi a vestir la indumentaria de acusado que le reclamaba el juez. Según informó la televisión estatal egipcia, la corte decidió que la sesión se reanudará cuando Mursi acepte ponerse dicho uniforme, un traje blanco, sin dar más detalles. Poco más tarde se ha fijado fecha para la reanudación del juicio: el 8 de enero.

Otros catorce dirigentes de los Hermanos Musulmanes son procesados junto a Mursi por su supuesta implicación en la muerte de manifestantes y en los incidentes desatados en los alrededores del palacio presidencial de Itihadiya el pasado 5 de diciembre.

La cofradía explicó en su página web que Mursi se mostró sonriente durante la vista, se negó a cambiar su vestimenta e insistió en que es el presidente legítimo de Egipto. Durante los juicios, los acusados llevan un traje blanco, mientras que aquellos que ya han sido condenados van de azul.

Uno de los procesados, el miembro de la Ejecutiva de la Hermandad, Mohamed Beltagui, gritó en la sala: "Abajo el régimen militar". A este grito se sumaron el resto de acusados, que también hicieron con la mano en alto el símbolo de las protestas de los islamistas, según la televisión árabe Al Yazira.

El tribunal encargado del caso es la Corte Penal de El Cairo, presidida por el juez Ahmed Sabri, y el proceso se desarrolla en la Academia de la Policía, en las afueras de El Cairo, por motivos de seguridad. El depuesto presidente no reconoce la autoridad del tribunal, por lo que su equipo legal asiste a esta primera sesión solo como observador, pero no para defenderle.

Sin embargo, a siete de los treinta miembros de este equipo legal se les impidió entrar a la sala, indicó a Efe un portavoz de los Hermanos Musulmanes, Islam Taufiq.

TENSIÓN EN EL PAÍS

Este proceso ha despertado una gran tensión en el país, donde miles de partidarios de los Hermanos Musulmanes han salido a las calles en manifestaciones que ya han derivado en algunas zonas en disturbios.

En la entrada del tribunal, la policía lanzó gases lacrimógenos contra los cientos de seguidores del depuesto presidente allí congregados.

Según ha informado la agencia oficial egipcia Mena, un helicóptero ha trasladado a Mursi a la Academia de Policía, donde este lunes ha comenzado el juicio. En este lugar están también el resto de dirigentes de los Hermanos Musulmanes que serán procesados en este caso.

EL HUFFPOST PARA 'LA CASA DE PAPEL'