POLÍTICA
13/11/2013 22:38 CET | Actualizado 13/11/2013 22:38 CET

Los sindicatos de Tragsa no están dispuestos a participar en las "artimañas" de Botella

EFE

La solución a la desesperada de Ana Botella no ha gustado en Tragsa. El comité intercentros ha manifestado en un comunicado firmado por UGT, CCOO y CGT que no está dispuesto a participar en las "artimañas" de la alcaldesa de Madrid, quien ha anunciado que encargará a esta empresa pública los servicios mínimos de la huelga de limpieza viaria y jardines.

En esta línea, los sindicatos rechazan "rotundamente" la intención de Botella y manifiestan el "total" apoyo a las "justas" reivindicaciones de los barrenderos y jardineros de la ciudad.

El comité intercentros considera que no se cumplen los requisitos marcados por la ley en este tipo de situaciones pues sería necesario que se declarara una situación de emergencia sanitaria, y añade "que en este caso no se cumple, según reconoce la propia alcaldesa, pues para que fuese declarada suele transcurrir unas tres semanas, como ha sucedido en otras ocasiones".

"NO CONSENTIMOS QUE SE NOS UTILICE"

Además, recuerda que los trabajadores de Tragsa están inmersos en un expediente de despido colectivo que plantea enviar al desempleo a 836 trabajadores, el 23% de la plantilla fija de esta empresa pública.

"Entendemos la situación de los compañeros de limpieza de Madrid y reiteramos que no consentiremos que se nos utilice para reventar la huelga", reza el comunicado.

Sostiene además que el personal de Tragsa no va a poder prestar este servicio, ya que la mayoría de los trabajadores que pueden hacer esta tareas va a ser despedido.