POLÍTICA
17/11/2013 12:32 CET | Actualizado 17/11/2013 14:38 CET

Los miembros de Nuevas Generaciones interrumpen el discurso de Rajoy: "¡Viva España!"

El discurso este domingo del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la clausura de la Convención Nacional de Nuevas Generaciones ha estado de lo más animado.

El presidente ha vuelto a afirmar que el Ejecutivo ha tenido como objetivo "poner orden en las cosas", pero cuando realmente el auditorio se ha venido arriba es cuando ha dicho una frase: "Ahora voy a hablar de España". En ese momento, un miembro de las Nuevas Generaciones ha gritado "¡Viva España!" que inmediatamente ha sido correspondido por todos sus compañeros con un "¡Viva!" y un fuerte aplauso.

Después, cuando Rajoy ha asegurado que España es "una gran nación", los cachorros del PP han comenzado a cantar: "¡Yo soy español, español, español!"

Rajoy ha advertido al presidente de la Generalitat, Artur Mas, y a ERC de que el futuro de España lo escribirán todos los españoles y de que no va a aceptar que nadie juegue con la soberanía nacional: "Porque así lo pienso y porque soy el presidente del Gobierno", ha enfatizado.

Rajoy ha afirmado que todavía tienen que hacer todos conjuntamente muchas cosas; a su juicio, deben luchar por la unión, la integración y por superar fronteras y aranceles: "Y lo que no vamos a aceptar es estar en los juegos de división, enfrentamiento y regreso al pasado. Estamos en el futuro, que se llama España y Europa", ha concluido.

Por lo demás, Rajoy ha asegurado que no llegó al Gobierno "para no hacer nada, sino para decidir y para gobernar". El jefe del Ejecutivo ha reconocido que en los dos años de esta legislatura, que se cumplirán el próximo miércoles, ha tenido que tomar decisiones muy difíciles.

"Hemos hecho reformas que nunca hizo nadie", ha añadido el presidente del Gobierno, quien ha considerado que se han puesto las bases para que, en caso de que llegue otra crisis en el futuro, España esté preparada para ella. Por eso, ha dicho, "ya se ve la luz al final del túnel".

DEFENSA DE LA REFORMA EDUCATIVA

Por otro lado, Rajoy ha defendido la reforma educativa y ha calificado de "capital" la educación para el futuro de las personas y ha recalcado que no se puede tolerar un sistema que provoca más de un 20 por ciento de fracaso escolar.

"No podemos mirar hacia otro lado", ha subrayado antes de lamentar que haya algunos que quieran que no se haga nada. Ante la alternativa de no hacer nada o tomar decisiones, ha hecho hincapié en que el Gobierno ha optado por lo segundo con el fin de lograr una educación de mayor calidad.

Rajoy ha insistido en que el PSOE se opone a ello, pero ha precisado que los socialistas "se oponen a todo" y les ha pedido que dejen a los demás "hacer cosas diferentes para conseguir resultados diferentes". Para el presidente del Gobierno, el futuro de los jóvenes se juega en gran medida en el sistema educativo que existe.

#CuandoElDescansoEsUnSueño