POLÍTICA
19/11/2013 09:47 CET | Actualizado 19/11/2013 09:47 CET

La presidenta argentina reaparece tras 40 días de baja por someterse a una neurocirugía

La presidenta argentina, Cristina Fernández, se ha reincorporado al trabajo después de cuarenta días de reposo tras someterse a una neurocirugía el pasado 8 de octubre.

"Hola, después de tantos días estamos de vuelta en contacto", comenzaba este lunes Fernández en un vídeo grabado por su hija Florencia en su residencia oficial de Olivos, al norte de la capital. En las imágenes se la ve con buen aspecto y sin el luto riguroso que guardaba desde la muerte de su esposo, el expresidente Néstor Kirchner, en 2010.

La mandataria, que aparece sentada en un sofá, dio las gracias a los médicos y a los "miles" de argentinos y extranjeros que le enviaron mensajes y confesó que vivió un "momento difícil" cuando fue a hacerse un examen cardiológico de rutina y le dijeron que se tenía que "operar de la cabeza" por un hematoma craneal.

"Fue un momento difícil, pero acá estamos, trabajando, al frente, poniendo toda nuestra voluntad", afirmó Fernández.

EL PINGÜINO KIRCHNERISTA

Fernández aparece en el vídeo con dos regalos recibidos durante su convalecencia: un pingüino de peluche gigante, animal que representa a los kirchneristas, y un cachorro blanco que le llevó Adán, hermano del fallecido presidente venezolano Hugo Chávez.

"Espero que no me haga pis encima porque me muero. Este perro es el perro que Hugo Chávez me había prometido que me iba a regalar. Es el perro nacional de Venezuela desde 1964 y acompañó al libertador Simón Bolívar", relató Fernández, que bautizó a su nueva mascota como 'Simón'.

CAMBIOS EN EL GOBIERNO

La presidenta de Argentina no hizo mención a ningún tema político, sin embargo, horas después de su emisión, el portavoz presidencial, Alfredo Scoccimarro, informó de varios cambios en el Ejecutivo, entre los que destacan el relevo del jefe de Gabinete y el ministro de Economía.

Según Scoccimarro, los nuevos funcionarios designados prestarán juramento el miércoles, día en el que Cristina Fernández vuelva a la Casa Rosada, la sede del Gobierno. Hasta entonces desempeña su cargo desde su domicilio.