TENDENCIAS
13/12/2013 10:03 CET | Actualizado 13/12/2013 10:03 CET

Haifaa Al Mansour: ser mujer y directora de cine en Arabia Saudí ya es posible

GTRESONLINE

Haifaa Al Mansour es mujer y directora de cine en Arabia Saudí. Y cada uno de sus pasos se convierte en un logro que nadie había conseguido antes. Se propuso convertirse en la primera cineasta femenina en firmar un largometraje en su país y lo consiguió con La bicicleta verde. Además lo hizo a su modo. Ahora regresa a la ciudad que reconoció su lucha. Esta es la historia de una mujer capaz de zafarse de muchas barreras en un lugar sin apenas industria cinematográfica y de convertirse en un símbolo de progreso para los suyos.

No era sencillo un día cualquiera en el rodaje de esta película. Para trabajar en las escenas de exteriores, siendo mujer y sin permiso para estar en la calle, la directora tenía que permanecer dentro de una furgoneta y dirigir las secuencias frente a un monitor, con un teléfono móvil en la mano. Fue una experiencia que considera frustrante pero que al final dio sus frutos, explica a la prensa Haifaa Al Mansour.

Durante estos días regresa al Festival de Dubái, el mayor muestrario de cine internacional del país y una ventana para las producciones árabes ante el resto del mundo. Hace un año lograba allí el reconocimiento oficial de su nación, o al menos de un sector, al ser premiada en este festival. En esta ocasión ha regresado como miembro del jurado encargado de seleccionar la mejor película árabe del certamen.

Rodar fuera de sus fronteras, en lugares con normas más permisivas para con las mujeres, era la opción que le recomendaban una y otra vez a Haifaa Al Mansour, pero para ella era importante hacerlo íntegramente dentro de Arabia Saudí. De nuevo la primera en lograrlo, aunque establecer un récord no era su objetivo. "Quería crear una identidad cultural, que mi país tuviera una película propia que sintiera totalmente como suya", explica.

El reto era tan personal que hasta la historia que cuenta está basada en la vida de su sobrina, aunque bien podía haber sido en la suya propia. Wadjda es una niña de diez años que se enfrenta a una sociedad tradicional, hasta el punto que cosas como ir en bicicleta está prohibido para ella. Afecta a su dignidad, le dicen. Su espíritu emprendedor le hace jugar continuamente con la línea de lo autorizado y lo prohibido.

La bicicleta verde, que en España puede verse en streaming y está disponible en DVD, también se ha convertido en la primera película de su país que se presenta en la carrera por lograr el Oscar a película de habla no inglesa. Y cuenta con posibilidades para estar entre las candidatas finales, a juzgar por el buen recibimiento que ha recibido a nivel internacional -ha sido galardonada en Venecia y considerada por los premios del cine independiente estadounidense, Independent Spirit Awards-.