POLÍTICA
07/01/2014 16:12 CET | Actualizado 07/01/2014 16:12 CET

Rubalcaba: "Mas me dijo que no iba a hacer nada ilegal"

ANDREU DALMAU / EFE

El líder de los socialistas, Alfredo Pérez Rubalcaba, está convencido de que finalmente no se celebrará la consulta de autodeterminación en Cataluña el próximo 9 de noviembre.

¿Por qué? "Mas me dijo que no va hacer nada ilegal y yo le creo. Esa convocatoria no se va a celebrar", ha explicado el secretario general del PSOE en la rueda de prensa posterior a la reunión que han mantenido en Barcelona las cúpulas del PSC y del PSOE.

Rubalcaba ha explicado que fue el propio Mas quien le transmitió -en la reunión de ambos en la Generalitat el 25 de octubre- que no haría nada fuera de la ley, por lo que entiende que esto significa que la consulta no llegará a celebrarse pese a que partidos catalanes hayan pactado con él una fecha y una pregunta.

Además, lamenta que el acuerdo para celebrar una consulta en Cataluña, tal y como se ha planteado hasta ahora, sólo ha aumentado "la tensión y la fractura", lejos de buscar una estrategia dialogada que solucione verdaderamente los problemas.

Ha insistido en que la reforma constitucional que plantea su partido es mucho mejor que la consulta, ya que también permite votar a los catalanes pero, en vez de preguntar por la separación entre Cataluña y España, es un referéndum que "cumple la ley" y que pregunta sobre nuevas normas de convivencia.

UNA OFENSIVA FEDERAL

En la reunión de este martes, Rubalcaba y el líder del PSC, Pere Navarro, han acordado lanzar una campaña a favor de la reforma federal de la Constitución que mejore la relación Cataluña-España, problema que piden que el Congreso "no dé la espalda" y cree una subcomisión para "renovar el modelo territorial".

Las direcciones del PSOE y del PSC han sellado un documento de nueve puntos para impulsar la reforma federal de la Constitución que ambos partidos propugnan y que definieron en julio durante una cumbre en Granada.