POLÍTICA
12/01/2014 14:43 CET | Actualizado 12/01/2014 14:43 CET

Rifirrafe entre el PSOE y el PP contra el PNV por la marcha de de los presos de Bilbao

La multitudinaria manifestación que este sábado reunió a más de 100.000 personas en Bilbao en apoyo de los presos de ETA ha generado una batalla dialéctica entre los principales partidos del País Vasco. En un lado, PP y PSOE acusan al PNV de haber convocado la marcha junto a Sortu, que a su vez reclama "trabajar en común por Euskadi". El PNV, por su lado, cree que la manifestación es una "aldabonazo a un Madrid ciego, sordo, mudo".

La portavoz del PSE-EE, Idoia Mendia, ha afirmado que el PNV fue el "palmero" de Sortu en la manifestación y ha pedido al lehendakari, Iñigo Urkullu, que aclare si está dispuesto a responder a la demanda de unidad nacionalista que lanzó la izquierda abertzale.

En rueda de prensa celebrada en Bilbao, la portavoz de los socialistas vascos ha resaltado que la marcha "no fue ni por la paz, ni por los derechos humanos, ni para los acuerdos", sino que se trató de "la misma manifestación" que se lleva a cabo todos los meses de enero "para reclamar amnistía y dar apoyo a los presos de ETA".

La "diferencia" fue que ayer "estaba el PNV en esta manifestación", a la que acudió a ser "palmero" de Sortu, ha señalado Mendia. Ante la demanda de "unidad" hecha por Sortu al PNV, la portavoz del PSE-EE ha considerado que el lehendakari Urkullu debe aclarar si está dispuesto a "romper los consensos" logrados con otros partidos para "construir la convivencia en el sentido que quiere hacerlo la izquierda abertzale".

EL PP HABLA DE "DERIVA ANTIDEMOCRÁTICA"

El PP también se ha sumado a esas críticas al PNV. El presidente de los 'populares' de Bizkaia, Antón Damborenea, ha afirmado que el PNV "va a la deriva antidemocrática total" al haber participado con Sortu en la manifestación.

Damborenea, en declaraciones a Efe, ha calificado de "lamentable y patética" la actitud del PNV "dando cobertura a una manifestación declarada ilegal por los jueces" por dar apoyo a los "adláteres de ETA". Antón Damborenea ha señalado que "no es admisible" que el PNV "intente deslegitimar el Estado de derecho para legitimar a quienes están condenados por asesinatos".

El presidente del PP de Bizkaia ha añadido que tampoco es admisible que el PNV "vaya en una pancarta con Bildu a favor de los derechos humanos", dando a entender que en España se vulneran, cuando el respeto a esos derechos está "ratificado por todos los tribunales europeos".

EL PNV SE DEFIENDE

El senador del PNV Iñaki Anasagasti ha considerado, sin embargo, que "la oceánica manifestación" de este sábado en Bilbao es "un aldabonazo a un Madrid ciego, sordo, mudo y con el brazo en alto" y ha instado a la presidenta del PP vasco, Arantza Quiroga, a que solicite al Gobierno central "abandonar la dispersión de presos".

En un artículo publicado en su blog, recogido por Europa Press, el representante jeltzale ha subrayado asimismo que el PP está "preocupado con las elecciones europeas", ya que "teme a la extrema derecha, a UPyD, a Ciudadanos y a quedar por detrás del PSOE", motivo por el que "enarbola el discurso más duro de una derecha troglodita para que por ese lado no se le vayan sus votantes".

Tras subrayar que el PNV organizó la primera manifestación contra ETA el 28 de octubre de 1978, "antes de ser aprobada la Constitución y a esa manifestación no acudió ni UCD ni AP, antecedente del PP", Anasagasti afirma que Quiroga "cree que en Euskadi solo hay víctimas de ETA, olvidándose del GAL y de la dictadura".