ECONOMÍA
11/02/2014 12:34 CET | Actualizado 11/02/2014 17:55 CET

Rosell avisa que la independencia de Cataluña supondría "un destrozo de las relaciones humanas"

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, se ha mostrado contrario a la independencia de Cataluña porque sería un "destrozo importante de las relaciones humanas" y también económico, tanto para los catalanes como para el resto de los españoles, y ha asegurado además que ésta es la opinión más extendida.

"La mayoría de los catalanes no nos queremos ir ni nos vamos a ir", ha asegurado el presidente de la patronal.

"Vivimos en Europa y nos tenemos que sentir cada vez más europeos. La clave europea es decisiva para la situación de Cataluña", ha añadido durante su intervención de la jornada 'Diálogos de Internacionalización', organizado por DHL.

"Es mucho mejor juntos [...] No lo veo (la independencia) ni desde el punto de vista práctico ni teórico. Sería una destrozo importante de las relaciones humanas en Catalunya y España y, por supuesto y de una manera mucho más importante, económico", ha añadido.

FALTA DE EXPLICACIONES

Desde este planteamiento, ha instado, sin embargo, a andar el camino del diálogo para solucionar una situación que ha calificado de "muy complicada y compleja".

En este punto, ha avisado de que el sentimiento independentista y de "desafección" ha crecido de manera importante en Cataluña en el último año, también entre los empresarios.

Pero ha achacado esta situación a que "los representantes políticos catalanes no acaban de saber explicar en el resto de España lo que está pasando en Cataluñaa", mientras que en Madrid tampoco se sabe explicar la situación en la capital.

Todo ello al tiempo que "los que más se pasan de la raya son los que más salen en los medios de comunicación", ha señalado.

HEINEKEN PARA EL HUFFPOST