POLÍTICA
22/02/2014 17:54 CET | Actualizado 22/02/2014 19:55 CET

Miles de personas protestan en Baleares contra prospecciones petrolíferas

Más de 15.000 personas han 'inundado' Baleares en una 'Marea Azul' en contra de las prospecciones petrolíferas, en un acto convocado por la plataforma ciudadana Baleares Dice No y Amigos de la Tierra, en el que han participado miembros de todos los grupos políticos, incluido el presidente del Govern, José Ramón Bauzá, que se ha trasladado a Ibiza, isla donde la manifestación ha sido más multitudinaria.

Así, más de 10.000 personas se han manifestado en Ibiza en una marcha que ha salido del paseo Vara de Rey, recorriendo la avenida de Santa Eulària y parte del paseo marítimo.

Con pancartas como "Errar es humano. Rectificar es posible" o "No a las petroleras y sí a las renovables", los ibicencos han mostrado así su rechazo a las prospecciones. Desde la plataforma Ibiza dice No han cifrado en cerca de 100.000 las alegaciones recogidas durante toda la campaña, 56.700 de ellas en Ibiza.

BAUZÁ: "NO HAY CONSIDERACIONES POLÍTICAS"

El presidente del Govern, José Ramón Bauzá, ha reiterado en Ibiza que el Ejecutivo balear "actúa en función de lo que mejor considera para las islas, sin ningún tipo de consideraciones políticas o partidistas". El dirigente 'popular' se ha referido así a la postura del ministro Soria en relación a los proyectos petrolíferos en el Mediterráneo.

Así, ha insistido en que el PP balear se mueve en base a "consideraciones de sentido común cuando rechazamos las prospecciones y haremos todo lo posible para que no se lleven a cabo".

"Lo mejor que puedo hacer hoy es participar en la manifestación de Ibiza y cualquier otra cosa, sobra. Ibiza es donde nació este movimiento y yo firmé mi adhesión a esta campaña aquí y por lo tanto, lo coherente era estar con la gente de Ibiza y decir claramente que no queremos las prospecciones", ha asegurado en declaraciones a Europa Press.

UNAS 5.000 PERSONAS EN PALMA

En Mallorca, por su parte, han acudido unas 5.000 personas Palma, que han marchado desde el parque de Sa Feixina y seguirá por el Paseo Sagrera hasta el Parque del Mar. Durante la manifestación se han coreado cánticos como "Baleares dice no" o "el Mediterráneo no se vende" y se han podido leer pancartas como 'Oro negro es muerte', 'No al genocidio marino'.

Así, uno de los portavoces de Baleares Dice No en Mallorca, Marc Tur, ha asegurado que las prospecciones suponen un "atentado contra el medio ambiente", que podrían causar "un daño en la imagen de Baleares y tener consecuencias económicas y negativas, que pueden ser irreparables".

En el acto han participado políticos de todas las formaciones políticas, tanto del PP, PSIB y de MÉS. Desde la Administración han estado presentes los consejeros Joaquín García y Núria Riera, así como el vicepresidente del Govern, Antonio Gómez, la presidenta del Consell de Mallorca, Maria Salom o Esperanza Crespí del Ayuntamiento de Palma.

También han estado presentes la portavoz del grupo parlamentario 'popular' Mabel Cabrer y el diputado de esta formación, Fernando Rubio, entre otros representantes del partido.

Por parte de la oposición han acudido el portavoz adjunto del PSIB, Vicenç Thomas y el diputado del PSIB, Antoni Diéguez. Desde la coalición MÉS, han acudido el portavoz Biel Barceló, el diputado David Abril y el excosejero de Medio Ambiente, Gabriel Vicens, entre otros.