POLÍTICA
24/06/2014 14:38 CEST | Actualizado 24/06/2014 19:19 CEST

Los reyes reciben por primera vez a asociaciones de gays y lesbianas

COLEGAS

Nunca antes la Casa Real les había invitado. Los reyes Felipe y Letizia han recibido este martes por vez primera a representantes de asociaciones de gays, lesbianas, transexuales y bisexuales.

Los presidentes de la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales, Boti García, y de la Fundación Triángulo, José María Núñez-Blanco, han formado parte del grupo de más de 350 representantes de entidades sociales al que han recibido los reyes en el Palacio Real de El Pardo, con el objetivo de reivindicar su labor que, en palabras del monarca, "merece ser más conocida y reconocida".

Al concluir la reunión, García y Núñez-Blanco han admitido haber percibido una mayor empatía con Letizia, que les dedicó más tiempo que el rey y quien destacó la importancia de que, por vez primera, estuvieran en un acto así, ha explicado García a la prensa.

La Confederación Española LGBT COLEGAS también ha agradecido este primer gesto de acercamiento de los nuevos reyes hacia la Comunidad LGBT. Tras la audiencia, el presidente de esta asociación, Paco Ramírez, ha obsequiado a los reyes con una bandera arcoíris.

SORPRESA AL RECIBIR LA INVITACIÓN

Hace unos años, las manifestaciones que la reina Sofía realizó en el libro de Pilar Urbano mostrándose en contra de que se llamara matrimonio a las uniones entre parejas del mismo sexo llevó a la Fundación Triángulo a emitir un comunicado de protesta.

Los colectivos reconocen que se sorprendieron al recibir la invitación. "Más aún cuando hemos pedido dos encuentros con la vicepresidenta del Gobierno y ni siquiera nos ha contestado", ha manifestado García, determinada a seguir insistiendo.

Durante su conversación con la reina, le han subrayado la importancia de que en España no se produzca "ningún retroceso" en los derechos "conquistados con mucha lucha" por este colectivo.

"Hemos sentido que nuestro mensaje ha sido escuchado y recibido", ha declarado satisfecha Boti García, quien confía en que los nuevos reyes "lleven más allá del simple protocolo" la "defensa proactiva" de los derechos humanos del colectivo al que representan.

Especialmente simbólico ha sido el hecho de que hayan sido recibidos en la que fue residencia del dictador Franco, quien criminalizó a los homosexuales con su ley de vagos y maleantes.

TE PUEDE INTERESAR...