INTERNACIONAL
17/10/2014 09:55 CEST | Actualizado 17/10/2014 09:55 CEST

Soldados israelíes matan a tiros a un adolescente palestino que les tiraba piedras

EFE

Soldados israelíes han matado a tiros a un adolescente palestino este jueves por la noche durante una incursión en la aldea cisjordana de Beit Laqiya, en el norte de Ramala, según fuentes médicas palestinas.

Bahaa Samir Badir, de 13 años, recibió un disparo con munición real en el pecho y murió tras ser ingresado en el Complejo Médico Palestino, uno de los principales hospitales de la ciudad, han añadido las fuentes. "El incidente será investigado", ha señalado la oficina de información castrense en un comunicado.

Un portavoz militar israelí ha indicado que los soldados entraron en Beit Laqiya para enfrentarse a unos jóvenes que lanzaban piedras. A su salida, otro grupo de jóvenes lanzó piedras y cócteles Molotov contra su vehículo, a menos de 20 metros de distancia, ataque al que el comandante de la unidad respondió con disparos "al considerar en riesgo su vida".

Con esta muerte, son ya 42 los palestinos que han perdido la vida a causa de disparos de fuerzas israelí en Cisjordania en los diez meses de este año, después de los últimos combates que dejaron más de 2.100 muertos, un cuarto de ellos niños. Los últimos ataques israelíes, que comenzaron el 8 de julio y terminaron el 26 de agosto, se justificaron tras el secuestro y muerte de tres jóvenes judíos, que derivó en el asesinato de un adolescente palestino.

CHOQUES TRAS EL ASESINATO DEL JOVEN

La muerte de Badir ha vuelto a avivar la tensión en Cisjordania y Jerusalén Este, donde esta noche se han registrado enfrentamientos entre jóvenes palestinos y fuerzas de seguridad israelíes, además de ataques de colonos a propiedades palestinas.

Los disturbios en torno al casco viejo de Jerusalén, tomado por la policía israelí, han estallado después de que Israel decidiera impedir el acceso al rezo en la Explanada de las Mezquitas a los menores de 50 años. En el Monte de los Olivos, colonos armados han atacado una casa dónde celebraban el regreso de la peregrinación anual a La Meca, según Maan.

Extremistas judíos procedentes de la colonia de Beit Orot, ilegal de acuerdo con la ley internacional, han entrado en la casa de la familia Al Qadamani y arrancado las banderas negras con la profesión de fe musulmana colocadas para honrar al regresado del peregrinaje, de acuerdo con las fuentes.

Por otra parte, un grupo de palestinos ha lanzado petardos contra un vehículo y una patrulla israelí en el barrio árabe Silwan y contra la colonia de Nof Zion. También se han registrado incidentes frente a la colonia de Maaleh Zeitim, en el barrio de A Tur, ha informado Haaretz.

ADEMÁS:

ESPACIO ECO