TENDENCIAS
02/12/2014 08:35 CET | Actualizado 02/12/2014 15:30 CET

7 formas de relajarte con la ayuda de tu familia y amigos (INFOGRAFÍA)

HUFFINGTON POST

¿Dónde estaríamos sin nuestra familia y amigos?

Hay un motivo por el que existen tantos himnos y canciones dedicados a nuestros seres queridos. Constituyen nuestros cimientos. Pero no sólo nos hacen reír y nos ofrecen un hombro sobre el que llorar... Su simple presencia también puede reducir físicamente nuestro estrés.

En las últimas semanas, hemos ido publicando calendarios temáticos con diferentes trucos para mantener a raya los niveles de ansiedad. Esta semana, concéntrate en las personas que más quieres. Echa un vistazo a estas siete formas de conectar con la gente que te ayudarán a disminuir el estrés. Pasarás buenos momentos con tus seres queridos y, al mismo tiempo, te estarás ayudando a ti mismo.

CÓMO FUNCIONA

Perdona a alguien. Quizás el rencor te parece la única solución, pero las investigaciones demuestran que es mejor perdonar y olvidar si quieres sentirte mejor. Un estudio del Hope College descubrió que las personas que perdonaban mostraban un nivel de estrés fisiológico más bajo y una mejor salud que las personas que no acostumbraban a perdonar a los demás.

Queda con tu mejor amigo. Sabíamos que había un motivo por el que aguantábamos a nuestros amigos durante toda una vida. Según un estudio de 2011, estar con tu mejor amigo en un momento de ansiedad puede disminuir los niveles de cortisol (la hormona del estrés) en el cuerpo.

Besa a alguien que quieres. ¡A disfrutar! Una investigación demostró que los besos modifican los niveles de oxitocina (la hormona del bienestar) y cortisol. Incluso el hecho de abrazarse puede reducir el estrés. ¡Vamos allá!

Llama a tu madre. Como se suele decir, madre no hay más que una. Y no hay amor más grande que el de una madre. Aunque estéis a cientos de kilómetros, ella tiene la capacidad de calmarte. Un estudio de 2010 descubrió que con sólo una conversación telefónica con tu madre, el cerebro puede liberar oxitocina que contribuye a tranquilizarte. Además, los abrazos de una madre producen los mismos efectos. Es el momento de llamarla.

Abraza a un ser querido. ¿A quién no le encantan los buenos abrazos? Sobre todo cuando estamos tristes. Hay estudios que demuestran que al abrazarnos liberamos oxitocina en el cerebro y reducimos la tensión arterial. Sea lo que sea aquello que te preocupa, abre los brazos. Te sentirás mejor.

Lanza una sonrisa. Ya sabes, mueve esos labios y no frunzas el ceño. Si estás estresado, sonreír puede ayudarte. Una sonrisa sincera puede disminuir el ritmo cardíaco tras un momento de estrés, según un estudio de 2012 publicado en la revista Psychological Science.

Haz algo bonito por alguien. Cualquier acto de bondad dice mucho, ya sea pagar el café a alguien o sujetar la puerta a la persona que va detrás de ti. Los estudios señalan que simplemente siendo simpáticos podemos reducir los niveles de estrés y sentirnos mejor, según informa la revista Prevention. ¿Hacer felices a los demás y también a ti mismo? Suena genial para el karma.

Ilustraciones de Alissa Scheller, de The Huffington Post

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Photo gallery 10 alimentos contra el estrés See Gallery

Este post fue publicado originalmente en la edición estadounidense de The Huffington Post y ha sido traducido del inglés.