POLÍTICA
04/12/2014 12:07 CET | Actualizado 04/12/2014 12:14 CET

Íñigo Errejón, suspendido de empleo en la Universidad de Málaga

HUGO ORTUÑO/EFE

El secretario de Política de Podemos, Íñigo Errejón, ha sido suspendido provisionalmente de empleo y sueldo por la Universidad de Málaga -donde es investigador- y le han abierto un expediente disciplinario, al igual que al también dirigente de Podemos y profesor responsable de la investigación, Alberto Montero.

La resolución de la Universidad malagueña (UMA), a la que ha tenido acceso Efe, se deriva del expediente informativo que incoó esta institución el pasado 21 de noviembre para aclarar si Errejón incumplió sus obligaciones laborales y si vulneró la Ley de Incompatibilidades al participar en un proyecto de investigación, pese a que el miembro de Podemos había avisado a la Universidad de que no podía seguir llevando a cabo el estudio.

Tras esta decisión se puede interponer un recurso de reposición en el plazo de un mes ante la rectora, Adelaida de la Calle, que firma el documento, o un recurso contencioso-administrativo. Antes de que la medida se haga efectiva, Errejón y Montero tienen 10 días para presentar alegaciones.

Desde Podemos, en un blog publicado en El Huffington Post,explicaron que Errejón fue renovando cada tres meses su contrato porque "iba entregando avances satisfactorios de su trabajo" y que "ya había avisado de que si salía elegido para la dirección de Podemos, iba a finalizar su contrato".

El Mundo publicó que Errejón tenía un contrato en la Universidad que incumplía, porque debía trabajar a diario de 8 a 16 horas en Málaga. El director del proyecto aseguró días más tarde que Errejón tenía permiso para trabajar a distancia, y la rectora, Adelaida de la Calle, confirmó que su labor había sido evaluada periódicamente y no requería presencialidad.

La universidad abrió un expediente informativo que pretendía comprobar si Errejón estaba en su puesto de trabajo y durante su desarrollo se han reunido indicios de comportamientos que no se ajustarían a lo acordado.

El contrato estipula que debía estar 40 horas semanales trabajando en la Universidad, por lo que percibe 1.825 euros al mes.

En el caso del profesor colaborador Alberto Montero, la apertura del expediente está relacionada con su obligación de supervisar y controlar el cumplimiento de la tarea como responsable del proyecto.

HABÍAN COMUNICADO QUE NO PODÍA SEGUIR CON EL PROYECTO

Ese proyecto de I+D+i se denomina 'La vivienda en Andalucía: diagnóstico, análisis y propuestas de políticas públicas para la desmercantilización de la vivienda', Montero solicitó su elaboración en una convocatoria de la Consejería y le fue concedida.

El proyecto preveía contratar un investigador externo y la Universidad de Málaga lo hizo a través de una convocatoria pública, para lo que fijó un perfil que exigía -entre otros requisitos- ser doctor en Ciencias Políticas y a la que únicamente concurrió Íñigo Errejón, que ganó el contrato en marzo pasado.

Alberto Montero presentó ante la Consejería de Fomento, financiadora del proyecto, informes periódicos trimestrales de los resultados y en septiembre comunicó a la Universidad que Errejón no podría seguir desempeñando su labor como contratado, por lo que solicitó que se volviera a convocar su plaza.

La Universidad malagueña lo hizo el 8 de octubre en una convocatoria hasta el 22 de octubre, pero no concurrió nadie.

TE PUEDE INTERESAR...

TERRITORIO PARADORES