POLÍTICA
22/01/2015 16:05 CET | Actualizado 22/01/2015 16:26 CET

Mario Draghi saca la artillería: El BCE comprará 60.000 millones de euros en deuda al mes

Getty

Finalmente Draghi se dejó de amagos, cargó su fusil y disparó.

Una ráfaga de 60.000 millones al mes para comprar deuda soberana y privada, hasta septiembre de 2016, o más tiempo si fuera necesario, hasta que la inflación vuelva en la eurozona a los niveles que se considera seguros, en torno a un 2%. Mario Draghi ha vencido las resistencias alemanas del Consejo del BCE y finalmente inundará de euros Europa para conjurar el riesgo de deflación, y por tanto de recesión. La operación comenzará en marzo de 2015.

Con ese mismo fin, el BCE también decidió mantener los tipos de interés en sus niveles actuales, un mínimo histórico del 0,05%.

El presidente del BCE justificó esta medida por el "persistente" nivel mínimo de la inflación, muy por debajo del objetivo aspirado por su entidad. La operación se mantendrá "en cualquier caso hasta que veamos un ajuste sostenible en la senda de la inflación que se consistente con nuestro objetivo", recalcó Draghi.

La compra combinada de deuda pública y privada se realizará según la cuota de capital de cada país en la entidad, a través de su banco central nacional.

En este sentido, Draghi advirtió que la inflación interanual continuará siendo "muy baja o negativa" durante los próximos meses y sólo repuntará 'gradualmente' entre 2015 y 2016.

Nada más conocerse la noticia, las bolsas europeas reaccionaron con subidas generalizadas: según informa EFE, el IBEX 35 rozaba los 10.500 puntos, mientras que Milan se revalorizaba un 1,82%, el FTSE de Londres un 0,61% y el CAC de París un 0,48%. En Frankfurt, el DAX avanzó un 0,13%. Por su parte, la prima de riesgo del bono español a diez años cayó a los 92,5 puntos básicos.

ESPACIO ECO