INTERNACIONAL
02/07/2015 19:11 CEST | Actualizado 02/07/2015 19:11 CEST

Muere Nicholas Winton, el Schindler británico

AP

Nicholas Winton, conocido como el Schindler británico por salvar las vidas de cientos de niños checos de la persecución nazi antes de la Segunda Guerra Mundial, ha muerto este miércoles a la edad de 106 años, según ha informado el Rotary Club de Maidenhead, en el sur de Inglaterra.

Winton consiguió enviar a 669 niños, la mayoría judíos, a Reino Unido a través de Alemania en 1939, pero el último tren, con 250 niños a bordo, nunca salió de Praga debido al estallido de la Segunda Guerra Mundial. Nadie volvió a verlos.

Su hazaña se ha comparado a menudo con la de Oskar Schindler, el industrial alemán que salvó la vida de 1.200 judíos durante el Holocausto, e inspiró la famosa película de Steven Spielberg La lista de Schindler.

UN SECRETO DURANTE AÑOS

Sin embargo, las acciones de Winton han permanecido en secreto durante años. Solo se conocieron cuando su mujer, Greta, a la que tampoco había contado nada, encontró en 1988 un diario en el que su marido detallaba lo ocurrido.

Desde entonces ha obtenido numerosos reconocimientos: ha sido elogiado por los gobiernos de Reino Unido y República Checa e incluso se ha nombrado en su honor un pequeño planeta descubierto por astrónomos checos.

"Hay una diferencia entre la bondad pasiva y la bondad activa, lo que es, en mi opinión, la entrega del tiempo y energía de uno en aliviar el sufrimiento y el dolor. Supone salir, buscar y ayudar a aquellos que sufren y están en peligro, y no simplemente seguir una vida ejemplar, de forma puramente pasiva sin hacer el mal", escribió en 1939.

"El mundo ha perdido hoy a un gran hombre. No debemos olvidar nunca que la humanidad de Sir Nicholas Winton consiguió salvar a muchos niños del Holocausto", ha valorado, por su parte, el primer ministro británico, David Cameron.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

NUEVOS TIEMPOS