INTERNACIONAL
31/08/2015 14:58 CEST | Actualizado 31/08/2015 15:01 CEST

Un inmigrante muere al lanzarse desde una embarcación para alcanzar a nado la costa de Ceuta

EFE

Un inmigrante subsahariano ha fallecido este lunes ahogado tras lanzarse al agua junto a otros doce inmigrantes más que ocupaban una lancha neumática cerca de la costa de Ceuta, según han informado a Efe fuentes policiales.

El suceso se ha producido esta mañana hacia las 11.25, cuando la embarcación se aproximaba a los isleros de Santa Catalina, en aguas de la bahía norte de la ciudad, con trece inmigrantes a bordo. Los inmigrantes se han lanzado al agua cerca de la costa al encontrarse en una zona de muchas rocas que dificultaba la navegación.

Unos pescadores han alertado sobre la presencia de la lancha neumática, por lo que la Guardia Civil ha activado el dispositivo de emergencia. Cinco migrantes que se encontraban sobre las rocas han sido auxiliados por una embarcación pesquera de Marruecos que los ha entregado al Servicio Marítimo del Instituto Armado. Otros siete extranjeros han logrado alcanzar tierra firme por sus propios medios.

Los servicios de emergencia han hallado en la zona rocosa a otro migrante que estaba "medio sumergido" en el agua y que ha sido "inmediatamente" atendido por los servicios correspondientes para intentar su reanimación, sin éxito. La embarcación de fibra, con motor fueraborda y matrícula de Ceuta ha quedado embarrancada en la playa.

Las declaraciones de los supervivientes apuntan a más muertes de los que viajaban con ellos en busca de la costa española, por lo que se han activado los trabajos de Guardia Civil, Salvamento Marítimo y Cruz Roja, según han precisado las distintas fuentes, para rastrear la zona ante la posibilidad de que algún otro inmigrante hubiera podido desaparecer.

No es el único incidente fronterizo registrado en las últimas horas en la ciudad autónoma: dos guardias civiles del control fronterizo de El Tarajal han rescatado este domingo a dos personas de Guinea Conakry que iban ocultas con riesgo para sus vidas en dobles fondos practicados en un vehículo con matrícula falsificada conducido por dos ciudadanos marroquíes.

ADEMÁS: