INTERNACIONAL
10/10/2015 19:36 CEST | Actualizado 10/10/2015 19:36 CEST

Turquía revela que hay pruebas de que el atentado de Ankara fue obra de suicidas

EFE

El primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, ha revelado en la tarde de este sábado que hay pruebas que apuntan a que el doble atentado perpetrado este sábado contra una manifestación pacifista en Ankara en el que han muerto al menos 86 personas habría sido perpetrado por dos suicidas.

En cuanto a la autoría, el primer ministro ha apuntado como posibilidades al Estado Islámico, al Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) y al Partido Revolucionario de Liberación Popular (DHKP-C).

Nadie ha reivindicado hasta ahora la autoría del atentado, el más sangriento en la historia de Turquía.

Mientras hablaban los políticos, en Estambul tenía lugar una enorme manifestación por la paz y reclamando al Gobierno una política de consenso, mientras en Ankara protestaban simpatizantes del PKK, cuya cúpula ha anunciado que respetará un alto el fuego unilateral hasta la fecha de las elecciones en Turquía, el próximo 1 de noviembre. Un comunicado del PKK señala que sus militantes "suspenderán las acciones previstas" y "evitarán todo movimiento, salvo en defensa propia", para refutar las acusaciones del Gobierno turco.

TRES DÍAS DE LUTO

Davutoglu ha comparecido en directo en la televisión y ha declarado tres días de luto nacional por este atentado, que ha denunciado como un intento de quebrar la unidad, democracia y estabilidad del país. "Hemos decidido declarar tres días de luto para recordar a los ciudadanos y mártires que han sido asesinados en atentados terroristas", ha afirmado Davutoglu en rueda de prensa. La medida ha sido aprobada tras consultar con el presidente, Recep Tayyip Erdogan, ha explicado el primer ministro.

Davutoglu ha hecho especial hincapié en la necesidad de unidad ante este atentado. "Unámonos hombro con hombro contra el terrorismo", ha defendido.

En el aspecto político, ha anunciado contactos con los líderes de los dirigentes de los partidos opositores Partido Republicano del Pueblo (CHP) y Partido del Movimiento Nacionalista (MHP), con lo que excluye así al Partido Democrático de los Pueblos (HDP), objetivo del atentado, al tiempo que ha prometido que las autoridades encontrarán a los responsables.

ATAQUE A LA OPOSICIÓN

Así, ha arremetido contra la oposición por "dificultar la lucha contra el terrorismo" y por negarse a formar un gobierno de coalición con su partido, el Partido Justicia y Desarrollo (AKP), que cuenta con mayoría simple en el Parlamento desde las elecciones del pasado 7 de junio. Ante el bloqueo político, el Gobierno ha convocado nuevos comicios para el 1 de noviembre.

En particular, Davutoglu ha arremetido contra el colíder del HDP, Selahattin Demirtas, quien ha calificado el atentado de "crimen de Estado". "Las declaraciones de Demirtas son una provocación", ha afirmado.

Al menos 86 personas han muerto y otras 186 han resultado heridas en la doble explosión, ocurrida horas antes de una marcha por la paz en Turquía convocada por varios sindicatos y organizaciones de la sociedad civil.

Varios de los fallecidos serían simpatizantes del HDP, ya que, según los medios turcos, las explosiones se han producido junto al lugar en el que se habían dado cita para participar en la manifestación pacifista.

CON EL APOYO DE EEUU

Estados Unidos condenó el "horrible" atentado y aseguró que ese tipo de actos solo "fortalecerán" su determinación de combatir el terrorismo junto a Turquía, según puede leerse en el comunicado del portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Ned Price.

"El hecho de que este ataque ocurriera antes de una manifestación por la paz subraya la depravación de los que están detrás y es otro recordatorio de la necesidad de afrontar los retos de seguridad compartidos en la región", añadió.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

EL HUFFPOST PARA 'LA CASA DE PAPEL'