POLÍTICA
12/12/2015 16:57 CET | Actualizado 12/12/2015 17:02 CET

¿Qué se sabe realmente sobre el ataque de Kabul?

EFE

El atentado de Kabul (Afganistán) que ayer causó la muerte de dos policías nacionales y que hirió a otro agente español más es, este sábado, una madeja enredada que nadie acaba de aclarar.

Una cadena de informaciones equivocadas o confusas está convirtiendo este episodio, en plena campaña electoral, en una pesadilla de comunicación para el Gobierno.

Aquí te contamos lo que está claro hasta el momento, paso a paso.

¿QUÉ PASÓ?

Según informa la Secretaría de Estado de Comunicación española, a las 14 horas de ayer (hora peninsular española, tres horas más en Afganistán) se produjo una fuerte explosión de un coche bomba junto al recinto de la Embajada de España en Kabul, causando graves daños a los locales de la cancillería. A esta explosión sucedió un tiroteo que duró aproximadamente una hora más. Tres de los integrantes del grupo terrorista entraron en los locales del compound de la Embajada, compuesto por tres edificios. (La nota completa con esta versión la puedes leer al final de esta noticia).

¿CON QUÉ CONSECUENCIAS?

A causa de la explosión del coche bomba falleció de forma inmediata el subinspector del Cuerpo Nacional de Policía Jorge García Tudela, cuyos restos no se encontraron hasta que finalizó el asalto. Resultó herido también el policía nacional Isidro Gabino San Martín, que pudo ser rescatado con vida pero que falleció cuando era trasladado a un hospital. En el ataque también fueron asesinados dos empleados de la embajada, de nacionalidad afgana.

El resto del personal que se encontraba en la embajada española pudo ponerse a salvo al refugiarse en dos búnkeres de la legación. El Gobierno español sostiene que fueron liberados ilesos después de una intervención de fuerzas especiales afganas y de unidades norteamericanas que duró varias horas.

¿QUIÉN ATACÓ Y CON QUÉ PROPÓSITO?

El Gobierno de Mariano Rajoy sostiene que "a esta hora se mantiene abierta la investigación" para esclarecer los detalles del atentado. "Aunque un comunicado de los terroristas y la información de la propia policía afgana señalan que el objetivo del atentado no era la embajada de España, se mantiene abierta la investigación y no se descarta ninguna hipótesis", señala literalmente el comunicado emitido por Comunicación, que depende directamente de Presidencia del Gobierno. Los talibanes, que han reivindicado el ataque, dijeron en Twitter que trataron de hacer daño en la hospedería que estaba anexa a la embajada, en la que habitualmente se alojan numerosos soldados norteamericanos pero que, justo ayes, estaba prácticamente vacía.

(Puedes seguir leyendo tras la galería...).

Photo gallery Atentado en Kabul See Gallery

¿CÓMO HA CAMBIADO LA VERSIÓN?

"En cualquier caso, estamos ante un ataque terrorista en el que han fallecido dos ciudadanos españoles y en el que nuestros intereses han sufrido graves daños. Es, por tanto, un ataque contra España y contra su colaboración en la consolidación de la democracia en Afganistán", añade el Gobierno en su último comunicado.

Estas palabras han añadido aún más confusión al caso, que ha ido de una versión a la contraria. El viernes por la tarde, fuentes del Ministerio de Exteriores dijeron a las agencias españolas de noticias que el ataque tenía como objetivo la embajada española. Sin embargo, poco después el presidente Rajoy dijo en Orihuela que no, que "lo que era una mala noticia, por fortuna no es así". La legación estaba al lado del ataque, eso era todo. Entonces, dijo que había un herido, pero "no de extrema gravedad".

Esa misma tarde-noche Rajoy se trasladó a Murcia -todo dentro de la campaña electoral del PP ante el 20-D- y allí ya tuvo que corregirse. Anunció que había un agente muerto, antes de cancelar su acto y de, por cierto, olvidarse de convocar el minuto de silencio esperado, informa la Cadena Ser.

Esta madrugada, desde Colombia, el titular de Exteriores, José Manuel García-Margallo, desvelaba que había un segundo agente muerto pero insistía en que el atentado no tenía en la diana el edificio de España.

Ahora, el comunicado de Presidencia habla de "ataque a España", pero no aclara tan nítidamente como debiera si es que su embajada era finalmente el objetivo o que sencillamente entiende que es una agresión al país, ya que hay víctimas españolas. Las mismas palabras, exactas, sin más luz, las ha repetido el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz quien, por cierto, ha convocado para la tarde de este sábado una reunión del pacto antiyihadista para analizar la situación.

LAS CRÍTICAS

El presidente de Ciudadanos y candidato a la Presidencia del Gobierno, Albert Rivera, ha sido el que con más dureza ha criticado los vaivenes de información. Ha reclamado al Ejecutivo de Mariano Rajoy "información veraz" sobre el ataque perpetrado el viernes.

Según ha indicado, el viernes por la noche recibió un mensaje de Rajoy en el que le informaba de la muerte de uno de los policías y aclaraba que el ataque no fue contra la Embajada española, sino contra "un local de al lado que estaba lleno de americanos". El segundo mensaje, que le fue enviado este sábado por la mañana por la secretaria del presidente, decía que los policías fallecidos eran dos y que además habían muerto dos afganos que trabajaban en la legación diplomática. "Que nos digan lo que está pasando, que nos informen a todos los españoles, a la prensa y también a los partidos políticos", ha manifestado.

NUEVOS TIEMPOS