NOTICIAS
29/06/2017 09:24 CEST | Actualizado 29/06/2017 10:21 CEST

El fuego en la levantina Sierra Calderona sigue activo pero sin riesgo para la población

Afecta a dos municipios de Valencia y Castellón, a la altura del kilómetro 24 de la CV-25.

EFE

El incendio declarado la noche del miércoles en la Sierra Calderona, entre los límites provinciales de Valencia y Castellón, permanece activo 12 horas después de su inicio. Afecta a unas 267 hectáreas de superficie, según según ha informado Emergencias en su cuenta de Twitter.

Aunque las llamas no suponen riesgo para la población, más de 300 efectivos terrestres y 19 aéreos intentan evitar que el fuego entre en el corazón del paraje natural.

El fuego se encuentra entre el término municipal de Gátova (Valencia) y Altura (Castellón), en el kilómetro 24 de la CV-25, donde se ha cortado la circulación ante la cantidad de humo y polvo y para facilitar las labores de extinción. Más de 190 efectivos terrestres trabajan en ello.

La primera alerta del fuego llegó a las 19.15 horas del miércoles. A última hora, las llamas afectaban ya al municipio de Segorbe, en Castellón. La Generalitat decretó a las 23.30 la situación 1, que indica afección grave, y solicitó la colaboración de la Unidad Militar de Emergencias (UME) en la extinción.

El fuego afecta a una zona de masa forestal y cultivos en el perímetro de la Sierra Calderona, un paraje natural que se extiende por 17.772 hectáreas del interior de las provincias de Valencia y Castellón. El fuego cobró fuerza por la presencia de fuertes rachas de viento de hasta 50 kilómetros por hora.

Valencia ha enviado ocho unidades de bomberos forestales de la Generalitat; seis autobombas; seis vehículos de bomberos, dos capataces, un técnico forestal, dos unidades de vigilancia y agentes de la Policía. De Castellón hay siete unidades de bomberos forestales, siete autobombas, un capataz, dos vehículos bomberos y dos unidades de la Policía. A todos ellos se han sumado a última hora de la noche medio centenar de efectivos del Batallón 3 de Bétera de la UME.

Hasta el lugar del incendio se han desplazado el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y el director general de Emergencias, José María Ángel, para conocer de primera mano la evolución de las tareas de extinción. La Generalitat ha pedido a la población que no se acerque a la zona.

CONTROLADO EL FUEGO EN CABO DE GATA

Efectivos del Dispositivo para la Prevención y Extinción de Incendios Forestales de Andalucía, Plan Infoca, han dado por controlado a las 8:16 horas el incendio declarado la tarde del miércoles en un pastizal del Pozo de los Frailes, en el Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar, a un kilómetro de San José.

En la extinción han trabajado toda la noche 70 bomberos forestales, cuatro agentes de Medio Ambiente, cinco autobombas, una Unidad Médica y una Unidad Móvil de Meteorología y Transmisiones MT.

El fuego se originó en una zona montañosa junto a la carretera que une la pedanía con el núcleo costero, y las llamas fueron avivadas por el aire, ya que la provincia se encontraba en nivel amarillo por vientos.

Una línea de alta tensión ha ardido y ha provocado el corte del suministro eléctrico en el turístico de San José. Fueron alertados Policía Local, Protección Civil y Guardia Civil, que desplegó un tendido eléctrico.

El concejal de Turismo, Patrimonio Histórico y Playas del Ayuntamiento de Níjar, Alexis Pineda (IU), ha indicado a Europa Press que el incendio ha obligado a desalojar asentamientos dispersos y cortijadas en torno al paraje conocido como La Torta.

Se trata del segundo incendio que registra este mes el Parque Natural de Cabo de Gata: el 16 de junio se detectó otro siniestro en la zona de Cala Rajá, que acabó con unas 30 hectáreas de matorral y palmito. Según las investigaciones de la Junta, el origen de este primer incendio pudo estar en una colilla.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

El fuego en la levantina Sierra Calderona sigue activo pero sin riesgo para la

EL HUFFPOST PARA IKEA