POLÍTICA
25/01/2018 12:47 CET | Actualizado 25/01/2018 14:01 CET

El Gobierno recurrirá la candidatura de Puigdemont

Ha pedido un informe al Consejo de Estado para llevarla al Constitucional.

EFE

El Gobierno ha pedido al Consejo de Estado un informe para impugnar la candidatura de Carles Puigdemont a la Presidencia de la Generalitat de Cataluña.

Según ha informado la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, la intención del Ejecutivo es "impugnar la resolución por la que se propone a Puigdemont" para presentar un recurso que "conllevaría la suspensión de esta decisión", es decir, la suspensión del pleno de investidura.

Pese a que Mariano Rajoy dijo ayer miércoles, en los micrófonos de Onda Cero, que el Gobierno no actuaría hasta que se produjera un "acto administrativo" que "motivara" un recurso ("No podemos actuar por declaraciones en unos medios", afirmó), el Ejecutivo ha decidido finalmente adelantarse para evitar un limbo legal.

Una decisión fundamentada en que "el estatus de Puigdemont es incompatible con su comparecencia personal en la Cámara, porque pesa sobre él una orden judicial de detención" y "carece del derecho de libertad deambulatoria que le permitiría comparecer" en el Parlament "porque debe ser puesto a disposición judicial cuando entre en territorio español".

"El estatus de Puigdemont es incompatible con su comparecencia personal en la Cámara", dice Sáenz de Santamaría

Sáenz de Santamaría ha calificado de "circunstancia insólita" que el presidente del Parlament, Roger Torrent, se entrevistara con Puigdemont en Bruselas y no en la sede del Parlamento catalán, como hizo con el resto de candidatos.

UNA INVESTIDURA COMPLICADA

El pasado lunes, el presidente del Parlament, Roger Torrent, propuso a Carles Puigdemont como candidato a presidir la Generalitat tras reunirse con los representantes de las distintas fuerzas parlamentarias.

El único con el que no se había visto era, precisamente, el propio Puigdemont, con el que sí se entrevistó este miércoles en Bélgica, donde el candidato de Junts per Cat se encuentra huido desde el pasado 30 de octubre.

Sin embargo, Puigdemont tiene complicado entrar en España sin ser detenido, ya que sobre él pesa una orden de arresto por rebelión, sedición y malversación. Y esa sería la única forma de ser investido, ya que los letrados del Parlament rechazaron la investidura telemática del expresidente catalán.

EL PSOE APOYA AL GOBIERNO

Fuentes socialistas han explicado que el líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha hablado con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, sobre las medidas que ha anunciado la vicepresidenta.

Sánchez ha trasladado el apoyo del PSOE al Gobierno en las decisiones puestas en marcha por el Ejecutivo.

Puigdemont en Dinamarca

NOTICIA PATROCINADA