NOTICIAS
23/02/2018 17:20 CET | Actualizado 23/02/2018 17:21 CET

Una frase de la Guardia Civil permite absolver a un conductor 'cazado' a 228 por hora

Fue lo primero que le dijeron los agentes.

hiphotos35 via Getty Images

La Audiencia Provincial de Salamanca ha tenido a bien absolver a un conductor que fue cazado el pasado mes de junio de 2017 conduciendo a 228 kilómetros por hora por la A-62 a la altura de Carpio de Azaba.

El hombre fue condenado a pagar una multa de 1.620 euros al mes y la retirada de carné durante dos años, pena que le fue impuesta por un juicio rápido.

Pero, ¿cómo ha podido quedar absuelto? La respuesta está precisamente en la pregunta que le hicieron los agentes de la Guardia Civil al detener su coche.

"¿Sabe usted por qué le hemos parado?", le preguntaron. El conductor replicó que "más o menos" y preguntó sobre la posible sanción por su exceso de velocidad.

Tras la cuestión, la Guardia Civil detuvo al infractor y en ese momento le informaron de sus derechos. Él se acogió a su derecho a no declarar por lo que el Triubunal considera que se vulneró la presunción de inocencia del conductor.

Como informa el diario El País, la sentencia explica que los agentes iniciaron "un interrogatorio, una inquisición, una instrucción o búsqueda de la verdad sobre los hechos que la ley obliga a que, ineludiblemente, vaya precedida de la lectura de derechos respecto del investigado".

ESPACIO ECO