ECONOMÍA
09/03/2018 20:23 CET | Actualizado 09/03/2018 20:23 CET

Estos son los requisitos que tienes que cumplir para que el Gobierno pague la mitad de tu alquiler

El Ejecutivo lanza un plan de ayudas para fomentar el alquiler entre jóvenes y jubilados.

Una pareja de jóvenes estrena su casa de alquiler con su hijo.
Tempura via Getty Images
Una pareja de jóvenes estrena su casa de alquiler con su hijo.

El Gobierno ha aprobado este viernes el Plan Estatal de Vivienda 2018 - 2021, que incluye un conjunto de ayudas públicas para el alquiler en toda España y para la compra de viviendas en zonas afectadas por la despoblación rural.

El plan eleva las ayudas el alquiler, que podrán solicitarse con carácter retroactivo desde el pasado 1 de enero, y ofrece subvenciones para jóvenes que quieran adquirir una vivienda en poblaciones con menos de 5.000 habitantes. Según las previsiones del Gobierno, el programa tendría 557.109 beneficiarios.

El programa cuenta con una inversión total de 1.443 millones de euros en cuatro años, según ha anunciado el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. A esta cantidad inicial hay que añadir otros 350 millones anuales que aportarán las comunidades.

Ayudas a los jóvenes y jubilados de hasta 390 euros para el alquiler

Los jóvenes con edades entre 18 y 35 años y los mayores de 65 años podrán acogerse a una ayuda de hasta la mitad del alquiler durante tres años siempre que la mensualidad no sobrepase los 600 euros. Es decir, una ayuda de 300 euros.

Excepcionalmente, el tope del alquiler podrá incrementarse a los 900 euros, en el caso de localidades donde exista mucha demanda y el precio del mercado esté muy alto, como ocurre en ciudades como Madrid o Barcelona. En estos casos, la ayuda máxima será de 390 euros al mes.

El interesado en esta ayuda tendrá que cumplir algunos requisitos como no disponer de una vivienda en propiedad en España o que sus ingresos sean inferiores a un límite. La unidad familiar no podrá ganar más de 1.613,52 euros mensuales en 14 pagas (tres veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM)). Es decir, unos ingresos anuales inferiores a los 22.589,28 euros. Este límite se incrementa en el caso de que los solicitantes sean familias numerosas o discapacitados.

La familia no podrá ganar más de 1.613,52 euros mensuales en 14 pagas

Ayudas a otros colectivos para el alquiler

En el caso de que el solicitante no sea joven ni mayor de 65 años, las ayudas para el alquiler son inferiores. La ayuda también podrá ser solicitada por otros colectivos pero estará limitada al 40% de la renta del alquiler. Es decir, como mucho será de 330 euros. También se aplican los límites de ingresos y del precio de alquiler mencionados anteriormente.

Ayudas para la compra en zonas rurales con despoblación

A pesar del estallido de la burbuja inmobiliaria, el Gobierno vuelve a subvencionar la compra de vivienda. Los jóvenes menores de 35 años podrán solicitar una ayuda para comprar una casa que vaya a utilizar como vivienda habitual en municipios de menos de 5.000 habitantes. Se trata de una medida para evitar la despoblación rural. En este caso, la ayuda será del 20% del precio que cueste la vivienda, con un máximo de 10.800 euros.

¿Se pueden solicitar las ayudas ya?

Todavía no. Al ser un programa compartido entre el Ministerio de Fomento y las comunidades, estas firmarán los respectivos convenios de colaboración en una conferencia sectorial, prevista para el 15 de marzo. Posteriormente, las consejerías de Vivienda de cada región establecerán su propia normativa. Será allí donde tengan que acudir los interesados para solicitarlas. A pesar de que todavía no esté en marcha el plan, las ayudas tendrán carácter retroactivo desde el 1 de enero de este año.

Es echar gasolina al fuego y dar dinero a unos inquilinos frente a otros Fernando Encinar (idealista)

Críticas de los expertos

Los expertos coinciden en que las ayudas directas para el alquiler pueden tener como consecuencia el incremento del precio. Además, muchos señalan la incoherencia del Gobierno por aprobar este tipo de ayudas después de haberlas criticado desde la oposición cuando gobernaba José Luis Rodríguez Zapatero.

"Dar ayudas directamente a jóvenes menores de 35 años para alquilar una casa podría producir un aumento artificial del precio del alquiler en los tramos más bajos de precio. Es echar gasolina al fuego y dar dinero a unos inquilinos frente a otros", señala Fernando Encinar, jefe de estudios de idealista.

"Con estas medidas se corre el riesgo que ese aumento de la capacidad de pago del inquilino se traslade a los precios de los alquileres, provocando el efecto contrario al deseado. Contamos con experiencias anteriores que han puesto en evidencia este sobrecoste", asegura Ferran Font, director de estudios de pisos.com.

BALLANTINE'S PARA EL HUFFPOST