POLÍTICA
13/04/2018 12:52 CEST | Actualizado 13/04/2018 12:52 CEST

Un joven guineano de 16 años, gravemente herido por intentar saltar la valla de Ceuta

La UE animó hace años a España a quitar las peligrosas concertinas porque no apoyaban su uso.

EFE

Un joven de 16 años y nacional de Guinea Conakry está ingresado desde este jueves en el Hospital Universitario de Ceuta con "desgarros muy importantes por todo el cuerpo" tras precipitarse desde lo alto del doble vallado fronterizo de la ciudad autónoma, que tiene alambres con cuchillas tanto en la parte superior como a media altura.

El chico ha sido operado y evoluciona favorablemente. Los médicos procedieron a reparar las secciones tendinosas afectadas de esas extremidades y a la sutura de otras heridas superficiales ya que presentaba un daño severo tendinoso. Asimismo, en el TAC realizado se apreció que presenta una luxación lumbar derecha.

El joven ha sido localizado en las inmediaciones de la barriada de Benzú, en la que termina en un espigón marítimo en aguas del Estrecho de Gibraltar el perímetro fronterizo de más de ocho kilómetros de longitud que separa la localidad española de Marruecos.

Casi a la misma hora pero en el otro extremo del vallado, en las naves de los polígonos comerciales del Tarajal, una mujer también de origen subsahariano ha tenido que ser atendida por el ERIE de la institución humanitaria después de ser arrojada desde un coche en el que probablemente había atravesado oculta minutos antes la frontera.

La UE animó a España a buscar alternativas

La Unión Europea y varias ONG han llamado la atención a España por las concertinas en las vallas de Ceuta y Melilla. El comisario de Inmigración de la UE en 2015 sugirió que no apoyaban el uso de las concertinas, aunque no esté prohibido por legislación y recomendó a España que buscase "medidas alternativas" para frenar la inmigración irregular.

NOTICIA PATROCINADA