POLÍTICA
19/04/2018 18:37 CEST | Actualizado 19/04/2018 19:34 CEST

Pablo Iglesias presenta un "acuerdo" de unidad con Íñigo Errejón y Ramón Espinar

"Me encargaron cuidar Podemos hace un año y es un honor seguir haciendolo"

Pablo Iglesias ha presentado este jueves ante los medios un "acuerdo de unidad desde la diversidad" para pelear por la presidencia de la Comunidad de Madrid. Será Íñigo Errejón quien encabece la lista del partido morado, tras alcanzar un acuerdo con Ramón Espinar, secretario general de Podemos Madrid. Antes de pasar a un segundo plano en la escenificación, Iglesias ha asegurado que confía "en Íñigo como candidato" y ha agradecido a Espinar "su capacidad para ceder".

Tanto Errejón como Espinar han insistido en que se trata de una cuerdo completo, pero no han querido ofrecer detalles concretos sobre el contenido del pacto; se han limitado a asegurar que "está entero y servirá para que no estemos hablando de nosotros mismos durante este año", en palabras de Errejón.

Según ha informado la periodista Esther Palomera, el ahora candidato abandonará la Ejecutiva Estatal para centrarse en Madrid:

Al presentar el pacto, y antes de ceder la palabra a los dos protagonistas, Iglesias ha asegurado que hace un año "los inscritos me encomendaron cuidar de Podemos y eso es lo que he intentado hacer estos días. Me encomendaron cuidar de Podemos y es un honor para mí seguir haciéndolo".

Errejón ha intervenido después para asegurar que se trata "de un acuerdo muy satisfactorio" en el que han llegado a una "lista de unidad que todavía no está cerrada y a la que seguimos invitando a compañeros y compañeras".

"En mi lista", ha dicho el que será candidato de Podemos a la Comunidad de Madrid, "todavía no están todos. Y hago un llamamiento a todos los compañeros, incluso a los que se han descartado. Porque quiero en mi lista a los mejores".

Así ha hecho referencia al sector anticapitalista del partido en Madrid, encabezado por Lorena Ruiz-Huerta, que había anunciado que no se presentaría a las primarias de la formación morada.

Ramón Espinar ha sido claro, a pregunta de los periodistas tras la "pelea interna" que se ha visibilizado estos días: "Confío en Íñigo". Antes, había explicado que "lo sustancial no tiene que ver con qué tipo de acuerdo en lo pequeño hemos llegado. Lo sustancial es que hemos sido capaces de construir la unidad que nos pedían los inscritos".

"Hemos discutido mucho, pero estamos de acuerdo en lo sustancial y tenemos el mismo proyecto para la Comunidad de Madrid. Creo que esto es una forma de pedirle disculpas a los inscritos y a las inscritas de Podemos. Que estemos ahora aquí presentando este acuerdo es una forma de pedir perdón por no haberlo alcanzado antes y por no haberlo alcanzado mejor", ha añadido.

El secretario general de Podemos Madrid ha insistido en que el acuerdo ha sido posible "porque todos estamos convencidos de que en esta candidatura caben todas las ideas. No sobra nadie, al contrario, falta". Mano tendida, de nuevo, al sector anticapitalista del partido.

Durante la rueda de prensa, los responsables de Podemos han reconocido que la crisis interna surgida tras la filtración "por error" de un documento en el que Carolina Bescansa proponía a Errejón unir fuerzas para desbancar a Iglesias, ha contribuido a acelerar la forja del acuerdo.

El recién ungido candidato a la Comunidad de Madrid ha sido muy claro a la hora de referirse a este episodio. Ha vuelto a calificarlo de "inaceptable" e "inapropiado" y se ha remitido a la dirección nacional, que ha dicho es a quien corresponde tomar una decisión. Ha añadido que la propia Bescansa ha renunciado a ir en esa candidatura después de lo ocurrido, pero ha insistido en que "ese tipo de planteamientos" son "incompatibles con la posibilidad de una candidatura de unidad".

EL HUFFPOST PARA ENDESA