INTERNACIONAL
07/05/2018 13:38 CEST | Actualizado 07/05/2018 19:01 CEST

Putin toma posesión de su cuarto mandato al frente del Kremlin

El líder ruso recibió el 76,69 % de los votos en las recientes elecciones.

Vladímir Putin ha tomado posesión este lunes de su cuarto mandato como presidente de Rusia en una pomposa ceremonia en la sala de San Andrés del Gran Palacio del Kremlin. La policía ha detenido a 1.200 personas que se han manifestado en contra de la investidura.

Con la mano derecha sobre la Carta Magna, Putin ha jurado "respetar y defender los derechos y las libertades de las personas y los ciudadanos; cumplir y defender la Constitución de la Federación de Rusia; defender la soberanía y la independencia, la seguridad y la integridad territorial del Estado, y servir al pueblo con lealtad".

Más de 6.000 invitados, entre ellos ministros del Gobierno saliente, diputados y senadores, miembros del cuerpo diplomático, autoridades civiles, eclesiásticas y militares, y otras personalidades, han asistido a la ceremonia.

Putin ha asumido el cargo después de que se produjeran numerosas protestas en las calles de Moscú durante el fin de semana que se han saldado con más de 1.200 detenidos, entre los que se encontraba el opositor Alexei Navalny.

"Considero mi deber y el sentido de mi vida hacer todo por Rusia, por su presente y futuro, de paz y progreso; por cuidar de nuestro gran pueblo y de su desarrollo, por el bienestar en cada familia rusa", ha dicho Putin en un breve discurso tras la ceremonia de toma de posesión.

El jefe del Kremlin ha agradecido a la ciudadanía rusa su unidad y confianza en que "mucho puede cambiarse para mejor". "Y quiero otra vez decir gracias. Gracias por el nivel de apoyo sincero que ustedes, ciudadanos de Rusia, me brindaron en las elecciones presidenciales", ha añadido.

"ORGULLO POR LA PATRIA"

Según Putin, que en los comicios del pasado 18 de marzo recibió el 76,69 % de los votos, este respaldo popular es "un enorme capital político y sólido soporte moral". Este apoyo, ha agregado, "es importante para defender nuestras posiciones en la arena internacional y para acciones decisivas en aras de profundos cambios positivos en el país".

"Hemos aprendido a defender nuestros intereses, hemos recuperado el orgullo por la patria, por nuestros valores tradicionales", ha dicho. El presidente ruso ha prometido garantizar "la seguridad y la capacidad defensiva del país".

"Estamos abiertos al diálogo. (...) Nos pronunciamos por la cooperación igualitaria con todos los Estados, en aras de la paz y la estabilidad en todo el planeta", ha agregado.

NOTICIA PATROCINADA