TENDENCIAS
19/05/2018 11:24 CEST | Actualizado 19/05/2018 11:24 CEST

El tremendo corte que se llevaron las Salazar, de 'Gipsy Kings', en su visita a Los Ángeles

Pensaron que se habían encontrado con Kim Kardashian.

Gipsy Kings

Las Salazar, las reinas del brilli, brilli del programa de Cuatro Gipsy Kings han estado de viaje por Estados Unidos para promocionar su línea de ropa y grabar esta temporada del reality. La cadena emitió este viernes el capítulo rodado en Los Ángeles, en el que madre e hija intentaron cumplir su sueño de conocer a Kim Kardashian.

Raquel (madre) y Noemí (hija) la buscaron por todas partes e incluso se presentaron en la puerta de su casa con la intención de regalarle un vestido. Sin embargo, al llamar a la puerta, el personal de servicio les invitó a abandonar la propiedad privada, así que se contentaron con dejar el vestido colgado del telefonillo junto a una nota en la que le declaraban lo mucho que la quieren.

Cuando madre e hija habían abandonado la esperanza de conocer a su admirada estrella, fueron a pasear por Rodeo Drive, el lugar donde se grabó Pretty Woman. Fue al llegar al famoso hotel de la película cuando se llevaron la sorpresa.

"Estaba mirando el hotel de Pretty Woman cuando veo de frente a Kim Kardashian", contaba Noemí Salazar a las cámaras haciendo aspavientos de emoción. Ambas se lanzaron a por ella, le abrazaron, le besaron, le gritaron y le proclamaron su eterna admiración.

Gipsy Kings

Tan rápido le hablaron (y encima en español) que la chica solo pudo sonreír y dejarse llevar por ellas.

"Me muero por ti, por tus hermanas y tus niñas, que como las llevas vestidas, madre mía", le decían de forma atropellada mientras la otra se limitaba a asentir.

Cuando se despidieron, las Salazar siguieron dando muestras de emoción, sollozando y abrazándose para celebrar el momento.

"Tanto buscar y al final nos encontramos con ella", se iban diciendo mientras al fin se marchaban. Alguien tuvo que avisar a la desconocida del motivo real de lo que acababa de ocurrir porque un par de minutos después acudió en su busca.

"Mi nombre no es Kim Kardashian", dijo muy despacio en castellano. "No soy Kim", confesó.

Las dos no podían creerse lo que la desconocida estaba diciendo y tardaron un rato en reaccionar.

Gipsy Kings

"O sea, ¿que esta vacilona se ha quedado con nosotras?", se preguntaba Raquel completamente incrédula.

"No sé si era por las ganas que tenía de verla que al final me sugestioné y ya la veía por todas partes. Pero es verdad que luego mirándola no se parecía en nada. Ha sido un bajón muy grande", reconoció después Noemí a la cámara del programa.

Puedes ver el momento completo pinchando aquí.

EL HUFFOPOST PARA BADI