INTERNACIONAL
18/07/2018 11:50 CEST | Actualizado 18/07/2018 11:50 CEST

Turquía se dispone a levantar el estado de emergencia tras dos años de purgas

Es a menos de un mes de la victoria de Erdogan.

OZAN KOSE via Getty Images

Turquía levantará el jueves el estado de emergencia instaurado hace dos años tras un fallido golpe de Estado, y durante el cual se llevaron a cabo numerosas purgas, pero la oposición teme que esa medida continúe a través de una nueva ley "antiterrorista".

El régimen de excepción, que amplía de forma considerable los poderes del presidente y de las fuerzas de seguridad, entró en vigor el 20 de julio de 2016, días después de una sangrienta intentona golpista que convulsionó a Turquía.

Bajo el estado de emergencia, las autoridades turcas llevaron a cabo una persecución implacable de los golpistas y sus presuntos seguidores, así como de opositores prokurdos acusados de "terrorismo", medios críticos con el gobierno y oenegés.

La medida, que se tomó inicialmente por un periodo de tres meses, se prolongó en siete ocasiones y la última de ellas expira el jueves a la 01H00 (22H00 GMT del miércoles). El gobierno ya indicó que no se volverá a ampliar el estado de emergencia.

A menos de un mes de las elecciones ganadas por Erdogan

El levantamiento programado del régimen de excepción llega menos de un mes después de las elecciones ganadas por Recep Tayyip Erdogan, que otorgaron poderes reforzados al presidente, tras una controvertida revisión constitucional adoptada el año pasado.

Entre otras cosas, el estado de emergencia permitió a Erdogan emitir durante dos años decretos leyes que modificaron profundamente la legislación turca. Y tras la reforma constitucional, el presidente turco conservará esa prerrogativa tras el final del régimen de excepción.

Desde julio de 2016, Turquía fue escenario de purgas incesantes que llevaron a la cárcel a cerca de 80.000 personas sospechosas de estar relacionadas con el intento de golpe o el "terrorismo". Más de 150.000 funcionarios fueron despedidos o suspendidos.

Entre los 34 decretos leyes pronunciados durante el estado de emergencia figuran la creación de un uniforme único para los detenidos relacionados con el intento de golpe, una medida inédita hasta la fecha, y la inmunidad judicial para los civiles que se enfrentaron a los golpistas.

"Una nueva página"

"El final del estado de emergencia podría abrir una nueva página en Turquía", celebra Murat Yetkin, editorialista del diario Hürriyet, que espera una mayor independencia de la justicia y de los medios de comunicación.

Pero el entusiasmo podría durar poco tiempo, con la presentación esta semana ante el Parlamento de un proyecto de ley apoyado por el partido islamo-conservador de Erdogan que contiene varias medidas inspiradas por disposiciones del estado de emergencia.

Según la agencia de prensa estatal Anadolu, el texto permite a las autoridades seguir despidiendo durante los tres próximos años a cualquier funcionario vinculado a una "organización terrorista".

Además, los administradores públicos nombrados durante el estado de emergencia al frente de empresas sospechosas de vínculos con una "organización terrorista" podrán permanecer en el cargo durante tres años más.

Entre las demás medidas cabe destacar la prohibición de celebrar manifestaciones o congregaciones después de la puesta de sol, excepto en casos en que los organizadores hayan obtenido una autorización especial. Las autoridades locales podrán, asimismo, restringir el acceso a determinadas zonas, y la detención preventiva podrá durar hasta 12 días, según el tipo de delito.

Han insistido en instaurar un marco legislativo para luchar contra "grupos terroristas"

Tras haber anunciado el próximo levantamiento del estado de emergencia, los dirigentes turcos insistieron en la necesidad, según ellos, de instaurar un marco legislativo que permita seguir luchando "eficazmente" contra los "grupos terroristas".

Ankara atribuye el intento de golpe al predicador Fethullah Gülen, que vive en Estados Unidos desde hace unos 20 años y desmiente cualquier responsabilidad en lo ocurrido.

El proyecto de ley será estudiado en comisión parlamentaria a partir del jueves y debatido en el hemiciclo a partir del lunes. Paro la oposición ya critica duramente el texto.

La principal formación anti-Erdogan, el Partido Republicano del Pueblo (CHP, socialdemócrata), acusa al gobierno de querer "perpetuar el estado de emergencia' con medidas que considera "contrarias a la Constitución".

"Con este texto, con las medidas que incluye, el estado de emergencia no será prolongado tres meses, sino tres años", acusó el lunes Ozgür Ozel, presidente adjunto del grupo parlamentario del CHP.

EL HUFFPOST PARA ENDESA