TENDENCIAS
29/08/2018 21:51 CEST | Actualizado 30/08/2018 14:17 CEST

La nueva TVE: un resumen de los cambios de Rosa María Mateo

Desde el adiós de 'Hora Punta' de Cárdenas a la entrada de María Escario en la dirección.

El 27 de julio empezó la revolución. Un mes tardaron las formaciones políticas en decidir quién presidiría RTVE y un mes ha tardado la nueva presidenta, Rosa María Mateo, en cambiar toda la programación. Eso se traduce en movimientos como la deseada marcha de Cárdenas y el sorprendente cambio de horario de Ana Blanco.

La idea inicial de PSOE y Podemos era que Andrés Gil se encargase de presidir el ente, aunque el periodista renunció por falta de consenso entre los partidos. El segundo de los candidatos, Tomás Fernando Flores, se encontró con la misma barrera, y no logró la mayoría suficiente. Fue ahí cuando entró en juego Rosa María Mateo.

El histórico rostro de TVE se comprometió a recuperar la credibilidad, la pluralidad y la independencia "por convicción" y a construir los cimientos de una empresa de la que "todos los ciudadanos se puedan sentir orgullosos", independientemente de "sus ideas políticas". Y en base a ello, comenzó el cambio de imagen de TVE en un tiempo récord.

Ana Blanco, afincada en la edición de informativos de la noche desde 2013, volverá a la franja del mediodía para relevar a Pilar García Muñiz. Carlos Franganillo será quien ocupe el lugar que deja la periodista vasca, que lleva 30 años en TVE. Ha sido uno de los últimos movimientos de la nueva directiva, junto a la cancelación de El debate de La 1 que convertirá a Julio Somoano en un redactor raso o la retirada de Jesús Álvarez como presentador de deportes del Telediario 2, en el que llevaba también, como Blanco, desde 2013 y está vinculado a la cadena desde 1977.

Julio Somoano

Maria Escario y Fran Llorente, a la dirección

Desde que tomó el mando de la radiotelevisión pública del país, los movimientos, reemplazos y desapariciones de la pantalla no han cesado, y los cambios se han dado a conocer con cuentagotas. Los primeros nombramientos que se hicieron públicos fueron los de María Escario y Fran Llorente, dos históricos de TVE que ya forman parte de la nueva dirección. La periodista deportiva ha sido presentadora en el telediario (en el que ha pasado por todas las ediciones) durante 22 años y ahora sustituye a Manuel Ventero como nueva directora de Comunicación y Relaciones Institucionales, mientras que Llorente —creador de La 2 Noticias y director de los Servicios Informativos de TVE durante ocho años— pasa a ocupar el cargo de director de Proyectos y Estrategia.

Begoña Alegría, nueva directora de Informativos

Tres días después, Begoña Alegría logró el apoyo del 85,63% de la redacción para dirigir los informativos (760 votos a favor). Su antecesor, José Antonio Álvarez Gundín (cesado por Rosa María Mateo), apenas obtuvó el 3,75% en 2014, es decir, 28 votos. El mismo día en el que Alegría daba el relevo a Gundín, RTVE comunicaba también que Raúl Heitzmann asumía la dirección de los Informativos de RNE y que Urbana Gil sería la nueva directora de Cultura y Sociedad de La 2.

Begoña Alegría.

Xabier Fortes, dos veces en la mañana

La parrilla de la mañana en La 1 ha renovado casi al completo sus rostros. Hasta ahora el canal despertaba con Sergio Martín presentando Los desayunos de TVE. Sin embargo, será Xabier Fortes quien presente y dirija esta temporada el programa de mayor peso de la cadena. Los periodistas se habían cruzado antes en el camino con una historia similar: Fortes dirigió La noche en 24 horas hasta que el PP llegó al gobierno y Martín lo relevó. El gallego hará doblete en la mañana de La 1, ya que la directiva lo ha escogido también para presentar un programa de debate político antes del Telediario. Entre medias estará La Mañana, en la que permanecerá María Casado.

El periodista ocupará con este último espacio el hueco que dejan Amigas y conocidas y Saber vivir. Este último llevaba 21 años emitiéndose y en los últimos tiempos se había convertido en un espacio del programa de Inés Ballester y Berta Collado, que llevaba en antena desde 2014. La cancelación del programa, uno de los que peores críticas recibía por parte de los espectadores junto al de Javier Cárdenas, es una de las desapariciones más comentadas de esta nueva etapa. Al contrario que Cárdenas, del que hablaremos más adelante, Inés Ballester sí seguirá vinculada a TVE.

Además, el Telediario matinal estará de nuevo en manos de tres mujeres, como entre 2010 y 2012: Ana Ibáñez, Inma Gómez-Lobo y Sirún Demirjián, por lo que Jerónimo Fernández ha tenido que salir.

Víctor Arribas sale de La noche en 24 horas

A Víctor Arribas, la cara de La noche en 24 horas, también le indicaron la puerta de salida este agosto. El presentador no continuará al frente del programa nocturno, para el que todavía no hay un candidato.

Pero sin duda, una de las destituciones más sonadas fue la del director y presentador de Informe Semanal, Jenaro Castro, no solo por tratarse del formato más veterano de la televisión española, sino también por haber sido acusado de manipulación y de favorecer con sus informaciones al Gobierno de Rajoy en los últimos tiempos. Castro llegó al programa de la mano del PP, tras la salida de Alicia Gómez Montano, la anterior presentadora, y ahora abandona el puesto para que Óscar González lo ocupe. El Consejo de Informativos de TVE había pedido varias veces su cese. El periodista era también, hasta ahora, el director de informativos no diarios de TVE.

Otro que ha dejado su puesto de trabajo habitual es Pedro Carreño, que ya no será presentador ni director del Telediario Fin de Semana. Al igual que en el caso de Arribas, todavía no tiene un sustituto. Carreño se despidió de la audiencia en julio a través de su cuenta de Twitter. En el Fin de Semana la cadena ha prescindido también de Raquel Martínez para que regrese en su lugar Oriol Nolis, tras seis años alejado de ese puesto.

Oriol Nolis.

Adiós Cárdenas, adiós

La traca final de RTVE llegaba este martes con una de las decisiones más esperadas y que más veces se ha pedido en redes sociales: la baja de Hora Punta y Javier Cárdenas. Días antes Raquel Sánchez Silva se confirmaba como la sustituta del catalán en la franja del access prime time con otro programa, aunque en un principio Cárdenas continuaría con su espacio convertido en formato late night semanal. Este martes, RTVE confirmaba que tampoco sería así, a pesar de que el presentador ha explicado que les dio la opción de irse sólo él para que el resto de equipo continuara trabajando. La mayoría de comentarios en redes sociales celebraron la decisión de RTVE, mientras que el propio Cárdenas anunciaba que emprenderá acciones legales contra el ente por incumplimiento de contrato y cargó contra Rosa María Mateo, contra el PSOE y contra su "nueva dirección colocada a dedo".

La revolución en el ente público comenzó con las protestas de los redactores contra la falta de libertad para informar y con el luto de los presentadores y los reporteros cuando aparecían en pantalla. Lograron hacerse oír, especialmente en redes sociales, donde viernes tras viernes se convirtieron en trending topic con el hashtag #ViernesNegro, hasta el 13 de julio. Los cambios han sido, en general, bien recibidos en redes, aunque no han gustado a todo el mundo y algunos lo han tachado de escabechina. Las voces discordantes comenzaron a sonar desde el mismo momento en el que el Gobierno del PSOE empezó a proponer candidatos y a negociar nombres con Podemos. Incluso Pepa Bueno lo tildó como un "espectáculo bochornoso" y de "intercambio de cromos". Lo que está claro es que RTVE está construyendo esos nuevos cimientos de los que hablaba Rosa María Mateo cuando prometió su cargo como administradora única. En solo un mes ha cesado a una treintena de presentadores y directivos.

ESPACIO ECO