POLÍTICA
04/09/2018 22:31 CEST | Actualizado 04/09/2018 22:34 CEST

El Gobierno reprocha a Torra que "solo habla para su público, no para todos los catalanes"

La portavoz del Ejecutivo de Sánchez ha reiterado la voluntad de dialogar con el Govern dentro de la legalidad.

EFE

El Gobierno ha pedido este martes al presidente de la Generalitat, Quim Torra, que abra un diálogo con todos los catalanes y le ha instado a aceptar las sentencias que decidan los jueces sobre los imputados por el proceso independentista.

La portavoz del Ejecutivo, Isabel Celaá, ha comparecido en el Palacio de la Moncloa para responder a las palabras de Torra en las que ha asegurado que no aceptará condenas a esos imputados por el "procés" y ha pedido al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, acordar un "referéndum vinculante y reconocido internacionalmente" para la autodeterminación.

Para el Gobierno, Torra, en su conferencia, se ha dirigido exclusivamente a los independentistas, "ha hablado para su público, no para todos los catalanes". Frente a ello, y al igual que ha dicho que se le exige al Gobierno escuchar y dialogar, ha instado a Torra que dialogue con todos los catalanes.

"Hace mucha falta en Cataluña. Tienen que dialogar entre ellos, entre ellas", ha insistido.

Al mismo tiempo le ha ofrecido también la total disposición del Gobierno de Pedro Sánchez a dialogar con el Govern "dentro de la legalidad" y para fortalecer el autogobierno que una a los catalanes.

"Diálogo sí. Negociación, también, pero sobre aquello que una a todos los catalanes y catalanas, nacionalistas y no nacionalistas. Para ellos trabaja el Gobierno. Queremos que se unan en lo que les ha venido uniendo históricamente, su autogobierno", ha añadido.

Eso es, a juicio del Ejecutivo, lo que aglutina a la sociedad catalana.

Respecto a la negativa de Torra a aceptar hipotéticas sentencias condenatorias a los dirigentes independentistas, Celaá ha subrayado que España es un estado social y democrático de derecho y el poder judicial es independiente.

Aunque ha señalado que el president está en su derecho a decir que no va a aceptar condenas, ha recalcado que el sistema judicial es garantista y tiene recursos y posibilidades.

"Paso a paso. No hablemos de futuribles. Casi ninguna persona que está sometida a los tribunales tiene mucha determinación para aceptar las sentencias, pero finalmente -ha precisado- las sentencias de los jueces hay que aceptarlas".

Pese a todo, el Gobierno no cree que la conferencia de hoy del presidente de la Generalitat pueda dificultar la vía de diálogo abierta con la reunión entre Sánchez y Torra porque cree que es la forma de desbloquear el conflicto político que existe.

Celaá ha considerado que, en su conferencia, Torra ha usado términos más propios del siglo XX que del XXI como el derecho a decidir y el victimismo, y palabras "grandilocuentes y, a veces vacías".

"Démosle una oportunidad a la política", ha enfatizado la portavoz del Gobierno.

Celaá se ha referido a las palabras del president en las que ha dicho que no dará un paso atrás para coincidir con ellas y considerar que es el momento de dar pasos hacia adelante.

"Nosotros ya lo hemos hecho. El Gobierno lo hace cada día. Hemos empezado a dialogar en las comisiones bilaterales para hablar de los temas que importan a los catalanes", ha resaltado la portavoz del Ejecutivo antes de asegurar que esa es la vía por la que desea seguir caminando

Celaá ha considerado que, en su conferencia, Torra ha usado términos más propios del siglo XX que del XXI como el derecho a decidir y el victimismo, y palabras "grandilocuentes y, a veces vacías".

En definitiva, cree que se ha escuchado "un relato sin demasiadas novedades" dirigido a los independentistas.

Tras asumir profundas discrepancias con las palabras de Torra, ha subrayado que el Ejecutivo piensa en los ciudadanos que esperan de sus gobernantes políticas que sirvan para unir y no para dividir, para solucionar y no enquistar problemas.