INTERNACIONAL
14/09/2018 16:56 CEST | Actualizado 14/09/2018 19:00 CEST

Igualdad de Género y conciliación: Europa se pone las pilas con las mujeres

El Parlamento Europeo propone medidas para acabar con la desigualdad.

AFP Contributor via Getty Images

SEVILLA - Ningún país del mundo se libra de la violencia machista. Para muestra, un botón: el 73% de las europeas asegura haber sufrido algún tipo de violencia machista o de acoso. Datos como estos son los que han propiciado que instituciones como el Parlamento Europeo —que está debatiendo una directiva sobre Igualdad de Género y conciliación, así como una reforma de la directiva ya existente sobre Violencia de Género y protección de las víctimas— intenten poner el foco en esta problemática llevando a cabo reformas y aplicando medidas para erradicarla.

Se trata también de dar voz a las mujeres. Bajo la iniciativa Europa en mi Ciudad, las eurodiputadas Teresa Jiménez-Becerril (PPE), Iratxe García (S&D) y Soledad Cabezón (S&D) ha participado en el seminario Igualdad de género, conciliación y protección de víctimas de violencia machista, organizado por el Parlamento Europeo, para analizar la estrategia de la Eurocámara y "acercar a los ciudadanos a Europa". Ideas, iniciativas y quejas para entender qué significa ser mujer en la Europa de 2018.

Conciliación: un problema de hombres y mujeres

Algunos datos: en Europa, un 32,1% de mujeres trabajan a tiempo parcial para conciliar, frente a un 8,9% de los hombres. La brecha salarial se sitúa en 16,2% y las mujeres cobran un 40,2% de pensión. Esto se debe a que son las mujeres las que tienen más posibilidades de trabajar a tiempo parcial o de sufrir interrupciones en su carrera para hacerse cargo del cuidado de los hijos.

Las eurodiputadas han informado de las medidas de conciliación que se están debatiendo en Europa. Algunas de las que se barajan son el derecho individual de 4 meses de baja de paternidad no transferible hasta que el niño cumpla diez años o la baja remunerada para trabajadores que cuidan de familiares que están enfermos o sean dependientes. Teresa Jiménez-Becerril ha señalado la importancia de "repartirse los papeles": "Yo tengo mi despacho a 2000 km de mis hijas y tengo un gran sentimiento de responsabilidad".

En este sentido, Laura Baena ha hecho referencia a uno de los estudios realizados por el Club de Malasmadres, que evidencia que "seis de cada diez mujeres renuncian a su carrera profesional para ser madres. Yo fui una de ellas", señala visiblemente emocionada. Por eso, incide en que hay que contar con los hombres para avanzar y repartir tareas y que es importante "una educación en corresponsabilidad" y el compromiso de los gobiernos y de las empresas.

Para ello proponen cubrir un mínimo del 78% del salario bruto para los padres que se acojan a la modalidad de baja de cuatro meses. La Eurocámara también apuesta por cubrir un mínimo del 80% del salario bruto durante los 10 primeros días de baja de paternidad para el padre.

Las cifras de España no se alejan de las europeas: un 26,6% de las españolas empleadas de 25 a 54 años con un hijo trabajaba a tiempo parcial en 2016 frente al 5,1% de los hombres. La brecha salarial es del 14,2% y la de las pensiones del 36,1%.

La violencia de género: un lastre para todos los estados de la UE

La violencia de género es otro de los grandes retos que tienen por delante las sociedades de hoy en día. Una de cada tres mujeres europeas afirma haber sufrido algún tipo de violencia sexual o física. Además, una de cada veinte ha sido violada. Y una cifra que asusta: el 17% de los ciudadanos de la UE cree que los casos de violencia contra las mujeres han sido provocados por la víctima.

Ante estos datos, la reforma de la directiva europea sobre la Violencia de género y protección de las víctimas que fue aprobada en mayo, recoge la necesidad de aplicar un nuevo tipo de formación para profesionales que tratan con víctimas de violencia machista, un mayor amparo para los menores y redefinir el delito de acoso, porque "hay muchos países que no lo recogen en su código penal", dice Jiménez Becerril.

En España se denuncia una violación cada cinco horas, una de cada cuatro mujeres ha sido víctima de algún tipo de violencia y en 2017 fueron asesinadas más de 50 mujeres y 8 niños.

El Parlamento Europeo apuesta por la Igualdad

La Igualdad entre hombres y mujeres se ha convertido en una prioridad para el Parlamento Europeo, que en los últimos años trata de aprobar nuevas medidas y poner en marcha nuevas políticas. Aunque admiten que aún no tienen regulación en temas como el aborto, que en Malta sigue estando prohibido.

Además, ante el auge de la extrema derecha en Europa, los derechos de las mujeres peligran. Un ejemplo: en 2017, un diputado polaco soltó esto: "Las mujeres deben ganar menos que los hombres porque son más débiles, más pequeñas, menos inteligentes". Pero cada vez son más las personas que intentan responder a esa misoginia y desigualdad desde las instituciones. Como le dijo entonces y mantiene hoy en día la diputada Iratxe García, "hoy las mujeres podamos estar representando a los ciudadanos en igualdad de condiciones. Yo aquí vengo a defender a las mujeres europeas de hombres como usted".

ESPACIO ECO