INTERNACIONAL
18/09/2018 08:21 CEST | Actualizado 18/09/2018 08:42 CEST

Kim Jong-Un recibe a pie de pista al presidente surcoreano para la cumbre de Pionyang

Se repite la histórica escena que protagonizaron hace 18 años el padre del líder norcoreano y el que fuera presidente de Corea del Sur.

El líder norcoreano, Kim Jong-Un, ha recibido este martes en la pista del aeropuerto de Sunan de Pionyang al presidente surcoreano, Moon Jae-in, con el que celebrará una cumbre de tres días en la que se espera que traten de romper el bloqueo en el diálogo con Estados Unidos sobre desnuclearización.

Acompañado por la primera dama norcoreana, Ri Sol-ju, Kim ha accedido desde la terminal 1 del aeródromo a la pista para recibir a Moon al pie de la escalerilla de su Boeing 747 presidencial.

Moon y la primera dama surcoreana, Kim Jong-sook, saludaron a la multitud nada más abrirse la puerta del avión y, tras bajar la escalerilla, los líderes de las dos Coreas se fundieron en un emotivo abrazo entre los vítores de la multitud congregada en el aeropuerto y la marcha interpretada por una banda militar.

REUTERS
El momento del saludo a pie de pista.

Se repitió así la histórica escena que protagonizaron hace 18 años Kim Jong-il, padre del actual líder norcoreano, y el entonces presidente surcoreano, Kim Dae-jung, cuando el segundo viajó a Sunan para celebrar la primera cumbre intercoreana de la historia.

Tercera cumbre

El suspense se ha mantenido hasta el último momento, pues el régimen de Pionyang nunca llegó a confirmar la presencia del líder norteño, que ha aparecido sobre la pista pocos segundos antes de que se abriera la puerta del avión.

Esta cumbre, la tercera en la que participan Kim y Moon este año, tiene como objeto seguir mejorando los lazos entre los dos países, técnicamente en guerra desde hace 675 años, y desbloquear las estancadas negociaciones entre Washington y Pionyang para la desnuclearización del régimen norcoreano.

Tras la calurosa bienvenida, los líderes y sus cónyuges saludaron a las delegaciones de ambos países.

REUTERS
Los líderes de Corea del Norte y Corea del Sur saludan en Piongyang.

En el comité de bienvenida norcoreano estuvieron el jefe de Estado honorífico, Kim Yong-nam; el director de inteligencia, Kim Yong-chol, y la hermana y mano derecha del líder, Kim Yo-jong, según mostraron imágenes en directo desde Pionyang, en lo que supone la primera emisión de este tipo al exterior desde Corea del Norte.

No se han concedido visados para que los medios extranjeros acudan a la cumbre, por lo que solo un reducido grupo de periodistas surcoreanos está presente en la capital norcoreana.

Tras los saludos, Kim y Moon presenciaron un breve desfile de guarniciones de Marina, Fuerzas Aéreas y Armada norcoreanas (que marcharon realizando el célebre paso de la oca), antes de pasear juntos entre la multitud congregada.

Mujeres luciendo el traje tradicional coreano y hombres trajeados agitando ramos de flores, banderas norcoreanas y de la Corea unificada vitorearon a ambos líderes, que se acercaron a darles la mano e intercambiar con ellos unos breves saludos.

Kim y Moon se subieron juntos en un convoy (una limusina con la parte trasera descapotable) y las primeras damas abordaron otro, y todos fueron conducidos a la residencia de Baekhwawon, donde se hospeda la comitiva surcoreana.

Tras un breve almuerzo ahí, en el que previsiblemente participen Kim Jong-un y Ri Sol-ju, está previsto que ambos líderes celebren su primer encuentro.

EL HUFFPOST PARA 'LA CASA DE PAPEL'