TENDENCIAS
29/09/2018 12:17 CEST | Actualizado 29/09/2018 19:00 CEST

Nacho Vidal: "Qué es el porno feminista, ¿al final se casan?"

El actor porno presenta la historia de su hija transexual de 11 años en el libro para preadolescentes 'Mi nombre es Violeta'.

CARLOS PINA

Una rápida búsqueda en Google desvela que hay más de 48 millones de páginas dedicadas a Nacho Vidal, una de las grandes estrellas del porno español. Pero pocas recogen la historia de su hija Violeta, que nació hace 11 años con el nombre de Nacho y cuya historia ha inspirado la novela juvenil Mi nombre es Violeta (Cross Books).

La historia está escrita por Santi Anaya y se se basa en la vida de su propia hija, cuenta la historia de una preadolescente, un poco más mayor que la hija de Vidal, que se enfrenta a un cambio de instituto y conoce a su primer amor, con todo lo que eso conlleva para una niña transexual.

Nacho Vidal es un tipo que habla clarísimo y le importa bien poco si eso es apropiado o no. Aunque al que aquí escribe, sí le importa el hecho de entrevistar a alguien al que ha visto en cueros.

¿Cómo surge la ocasión de contar la historia de Violeta en una novela juvenil?

Con el revuelo que se forma con el autobús de Hazte Oír y los niños transexuales. La editorial quiere contar la historia de mi hija Violeta. Yo les dije: 'Qué te va a decir mi hija si tiene nueve años'. Pero en realidad me dicen que es una novela inspirada en ella y la historia la sacaron de conversaciones entre Violeta y el autor, que empezó a tener charlas con ella durante dos años.

Está escrita en un formato que puede ser muy útil para los adolescentes, en un tono didáctico.

Me gustaría que fuese un libro recomendado en todos los institutos y todas las escuelas. No obligado, porque no hay que obligar a nadie a leer nada. Con este libro pretendemos dar a conocer una realidad que es desconocida, porque vas a una librería y hay 40.000 libros de espiritualidad y 50.000 de autoayuda, pero buscas transexualidad infantil y no hay nada. Es el primer libro escrito sobre este tema en este país, que ya tocaba.

¿Qué opina tu hija de que hayas contado su historia en televisión ante millones de personas?

Está encantada. Vive en el mundo de no esconderse. Nunca la cambiamos de escuela. Ella llegó siendo Nacho y pasó a ser Violeta, de hecho ahora es delegada de clase. No es una niña reconocida como transexual es una niña reconocida como Violeta.

¿Cómo es la primera conversación en la que te dice "Papá, no soy Nacho, soy Violeta"?

A los tres años preguntó ¿por qué me llamáis Nacho?, yo me llamo Sara y soy una niña. Y eso se quedó en un 'bueno, me ha salido el hijo maricón, no pasa nada'. Con seis años y mientras veía un documental sobre una niña transexual dijo 'a mí me pasa lo mismo que a ella, he nacido con este cuerpo pero soy una niña'. Ahí saltaron las alarmas y empezamos a hablar con ella. Un día me llamó por teléfono y me dijo 'papá, no soy un niño, soy una niña. No me pienso vestir más de niño'.

CARLOS PINA

¿Y cuál fue su reacción?

Mi temor se hizo realidad porque yo me decía 'será marica pero espero que no sea transexual' porque los que yo conozco tienen una vida muy heavy y no quieres que a tu hijo le pasa nada. Cuando me llamó por teléfono me dije 'llora por dentro y que ella no entienda que tú estás acojonado'. En esa llamada le dije 'okey, pues mañana vamos a H&M y te haces un armario entero de niña'.

Y a partir de ahí...

Le dije que no se vistiese aún de niña porque le quedaba un mes para terminar la escuela y allí no estaban preparados. Al día siguiente dice que ella no se viste de niño y fue de niña. Yo le dije que se iban a meter con ella y me dijo "me da igual lo que me digan, yo sé lo que soy". Cuando tú hija te dice eso con seis años pues te metes la lengua en el culo y dices ¡olé tus cojones!

¿Cómo ha sido esta batalla hasta el cambio de nombre?

Hemos estado dos años intentándolo. Un año tiramos la documentación y nos dijeron que no, porque tenía que ser un nombre como Álex, que es más ambiguo, y dije que no, que mi hija se llamaba Violeta y que no se va a llamar Álex porque a ti te salga del coño. Así que no nos lo concedieron. El juez dijo que sí y la fiscal que no. Ese día se levantó mal follada y dijo que no. Pero al año siguiente mandé la misma documentación, la fiscal echó un buen polvo esa mañana y dijo que sí. Los fiscales son como porteros de discoteca: tú me caes bien y tú no. Pero aquí estamos hablando de niños, por eso me gustaría que hubiese una ley que dijera sí o no.

Mi hija se llamaba violeta y no se va a llamar Álex porque a ti te salga del coño"Nacho Vidal

¿Qué ha logrado al hacer pública el problema de su hija?

Lo principal es que este libro no sea una ficción y sea una realidad. Que al leer esta historia los jóvenes tengan empatía con el personaje y que cuando tengan una compañera trans en su colegio lo entiendan y no lo rechacen.

Afortunadamente, su hija ha crecido en un entorno favorable que la apoya, no todos los niños tienen esa suerte.

Yo no soy un súper padre, cualquiera haría lo mismo que yo. Conocí a la típica familia gitana, ella vestida de negro por el luto, él con el pelo largo y con sus oros y tenían una hija transexual. ¿Sabes lo que hacía el tío? Se vestía de mujer y se iba con la niña a la calle para que ella no lo pasase mal. Un gitano no deja de ser un padre. Tú abrazas a tu hija y vas con ella a donde sea. El padre que no lo acepta no es un padre, es un pintao.

En libro también se aborda el ciberacoso, algo muy presente en los jóvenes hoy en día.

Hay gente que se suicida porque lee comentarios en Youtube o en Internet. Tú tienes que educar a tus hijos en "la vida son cuatro días", vamos a estar aquí un ratito así que deja que la gente viva como le dé la gana.

Usted vive en sus carnes el odio de las redes día a día...

A mí me desean la muerte, me dicen que tengo un hijo trans porque me lo merezco, por ser actor porno, mensajes de que dios me ha castigado, de que tengo que estar en la cárcel. Si todo esto me afecta yo me pego un tiro. Le hacemos demasiado caso a estas mierdas.

CARLOS PINA

¿Eres consciente de que tú mensaje llega porque eres Nacho Vidal, la estrella del porno?

Está claro que Nacho Vidal es un bafle. Cuando yo hablo hay gente que me escucha y hemos aprovechado para decir cosas como estas. Así se consiguen cambios. Y sé que cuándo hablo la gente me escucha, así que prefiero hacerlo de cosas importantes porque de pollas, tetas y culos ya sabemos todos mucho.

¿Qué relación tienes ahora con el porno?

Tengo relación desde el año 99 que abrí mi productora y desde entonces sólo trabajo para mí mismo.

¿Cómo lleva ser ejemplo para muchos chavales que le ven por la calle y le dicen "eres un puto crack, yo le hago a mi novia lo que tú haces en tus películas"?

Se lleva mal. Y por culpa de eso he tomado la decisión de hacer un cambio drástico en el porno que yo hago porque de repente me doy cuenta de que, desgraciadamente, como no existe una educación sexual en el colegio o en casa, muchos se educan con pornografía y yo, al ser un referente, pues te miran a ti.

¿Cómo es ese cambio?

Lo hice hace seis meses. Me entrevisté con una actriz porno conocida y le dije, "qué te parece que hagamos una escena en el que no te voy a tirar del pelo, no te voy a dar ninguna cachetada, no te voy a escupir, no te voy a pisar la cabeza" y me dice "¿En serio?". Simplemente follamos, lo grabamos y ya está, como lo podrías hacer tú en casa. Y de repente me doy cuenta que al hacer porno así la chica no quiere terminar porque se lo está pasando bien, porque follas de verdad. También hay otras chicas que me he encontrado al hacer pornografía que me han dicho "que yo quiero que me tiren del pelo y que me empotres con la pared". No a todas las tías les gusta que les acaricien, las hay a las que les gusta que las empotren contra la pared. Cambié la forma de hacer porno porque hay gente que le metía a su novia la cabeza en la taza del váter y no entiendían que eso es ficción y que no es para que tú lo hagas en casa.

¿Se arrepiente usted de algo?

Yo no tengo la culpa. Es como decir que la gente viola porque ve pornografía. Es una afirmación fuerte pero lo dice mucha gente. En la pornografía representar una violación está prohibido. En el cine convencional sí se puede ver una violación, una decapitación o asesinatos. ¿Dónde ha aprendido la gente a hacer violaciones? En ningún sitio, ¿por qué?, porque están enfermos. Si no yo veo Scarface y me hago narco y me pongo a matar gente, el problema lo tengo yo, no la película.

¿Está cambiando el porno? Se habla del porno feminista.

Qué es es el porno feminista, ¿al final se casan? Cuál es el porno feminista. La gente hace cosas para que parezca diferente y así vender el producto.

Es una marca.

No hay más. No hay porno feminista, no hay porno machista. Yo tengo amigas a las que les encanta tener una relación de sexo duro en la que ellas son sumisas y tengo otras a las que les encanta tener una relación de sexo duro en la que ellas son activas. A ti como hombre te puede gustar una cosa pero a mi me puede gustar otra. Igual te gusta a ti como hombre lo que le gusta a ella como mujer. El sexo no tiene nada que ver con hombre o mujer, tiene que ver con personas. Qué es porno feminista, es que yo flipo, es un producto que se han sacado de la manga, de marketing, para vender un producto nuevo que no tiene nada de nuevo. No te metas ahí que es un jardín de flores pero muy peligroso..

¿Qué futuro le ve al negocio?

Hemos tenido que aliarnos con las páginas que ofrecen el contenido gratis. Pues piensas en ofrecer contenido en tu web y que la gente pague, pero en estas tubes lo tienen gratis. Tu producto está en todos los sitios de manera gratuita, la gente busca Nacho Vidal, me ve en sus páginas y se llevan todo el tráfico. Cambia el mercado y lo que tienes que hacer es una web donde tu producto sea gratis, tener mucho tráfico, que eso te convierta en un canal de televisión y así cobrar la publicidad. Pero los que jodieron todo fue Xvídeos, Pornotube... que eran cuatro chavales de 20 años que eran unos cerebritos.