POLÍTICA
03/10/2018 13:04 CEST | Actualizado 03/10/2018 14:12 CEST

Matas: "He aprendido que soy el culpable y soy responsable"

La confesión del expresidente del Govern balear ante el tribunal que lo juzga por prevaricación, malversación y fraude.

EFE

El expresidente del Govern balear y exministro, Jaume Matas, ha admitido este miércoles ante el tribunal que le juzga por prevaricación, malversación y fraude en el caso Over que tras unas 20 causas judiciales ha aprendido una lección: "He aprendido que soy el culpable y soy responsable".

"Yo reconozco todos los hechos absolutamente y soy el responsable porque yo he estado encausado en muchas causas en los últimos años, creo que unas 20, y yo esta lección la he aprendido", ha admitido en su declaración ante el tribunal de la sección segunda de la Audiencia de Palma, que ha durado unos 20 minutos.

Del yate con los Agag-Aznar a la cárcel: los años de excesos de Matas

Ha precisado refiriéndose a los casos Palma Arena y Nóos: "De las 20 causas en las que he sido condenado, yo no he firmado nada. En la primera causa, el contrato del señor Alemany, lo firmó la vicepresidenta; con el señor Urdangarin el contrato lo firmaron dos consejeros, las actas también las firmaron dos consejeros y la vicepresidenta, y en cambio yo he sido el culpable y soy el responsable".

Matas cumplió 9 meses de condena en la prisión de Segovia por tráfico de influencias por beneficiar fraudulentamente con dinero público a un periodista que le escribía discursos, Antonio Alemany, y en la actualidad está cumpliendo en la cárcel de Aranjuez la de 3 años y 8 meses a la que fue sentenciado en el caso Nóos.

"Porque, aunque yo no tenga la responsabilidad del detalle, y no tenga la responsabilidad por no ser órgano administrativo y no poder tomar decisiones administrativas, pero sí he aprendido que soy el culpable y que soy responsable. En este caso exactamente igual", ha reconocido.

En el caso Over, sobre los contratos públicos con los que se benefició a Over Marketing, Matas ha dicho que su error fue confiar en el empresario publicista Daniel Mercado, a raíz de que hizo un buen trabajo en la campaña electoral de 2003 que le llevó a la presidencia, y haberles dicho a sus consellers que le dieran trabajo.

Matas ha asegurado que mientras él era ministro de Medio Ambiente y residía en Madrid, antes de ser candidato, las personas de contacto de Mercado en el PP balear "seguramente" eran el secretario general de la formación, José María Rodríguez (acusado en este caso), y el gerente Fernando Areal.

El expresidente del Govern, que ha alcanzado un acuerdo de conformidad con las acusaciones en esta causa, ha admitido que parte de la campaña electoral del PP de 2003 se pagó a Over en dinero B: "Claro, lo he firmado y lo he reconocido", ha dicho sobre esa cuestión.

Ante la pregunta de quién tomó la decisión de pagar en negro a Over, Matas ha respondido que fue "el responsable del partido, quien además está juzgado y sentenciado en otra pieza", refiriéndose a su cuñado, el exgerente del PP balear Fernando Areal, condenado en octubre de 2015 a 1 año y medio de prisión y 15.000 euros de multa por delito electoral por pagar con dinero negro gastos de la campaña autonómica de 2007.

Ha relatado que, cuando ya era presidente, en un acto público en el que coincidió con Mercado, el empresario se quejó de que había perdido mucho dinero. "Me pega una llorada importante", ha descrito el expresidente.

"Me veo en el deber moral de compensarle, le digo que le ayudaré y digo a todos los miembros del gobierno 'dad trabajo al señor Mercado'. Este es mi error, por el que asumo toda mi responsabilidad. Unos consejeros lo pudieron hacer y otros no lo pudieron hacer", ha detallado.

En este juicio, Matas está acusado de prevaricación, malversación y fraude por la Fiscalía Anticorrupción y la Abogacía de la comunidad autónoma. Ha alcanzado un acuerdo de conformidad con las acusaciones por el que ha admitido los delitos y la solicitud de pena de 2 años y 6 meses de prisión, sustituible por 18.000 euros de multa, y 11 años y 3 meses de inhabilitación.

Además ya ha ingresado los casi 10.000 euros que se le reclamaban como responsabilidad civil.

ESPACIO ECO