POLÍTICA
24/10/2018 14:40 CEST | Actualizado 24/10/2018 14:40 CEST

El asesino de Pioz: "Qué risa, los niños no corren cuando les voy a matar"

Se comió un 'merecido' bocadillo de atún tras embolsar los cadáveres y volvió de Brasil porque en España la cárcel es "como un hotel".

EFE
Pioz

Patrick Nogueira, autor confeso de las muertes de sus tíos y sobrinos en agosto de 2016 en la localidad guadalajareña de Pioz, se jactó de sus crímenes en los mensajes enviados a Marvin, un amigo de Brasil, poco después de cometer los asesinatos, según el relato inicial del Ministerio Fiscal en el arranque del juicio.

Así se desprende de las conclusiones enunciadas por la fiscal jefe de Guadalajara, Rocío Rojo, quien se ha dirigido al jurado popular para negar que Nogueira actuara "por arrebato" como alegaba la defensa y recordando que acudió a la vivienda de Pioz equipado con armas y bolsas de basura.

Ha reparado en las fotografías enviadas vía mensajería instantánea: "Qué risa, los niños no corren cuando les voy a matar, se agarran entre sí cuando les voy a matar", dijo Nogueira, según Rojo.

Hechos "terroríficos"

La fiscal, que ha tachado los hechos de "terroríficos", ha continuado desgranando las pruebas "concluyentes" que a su juicio se han analizado a lo largo de toda la instrucción.

Tras recordar que Nogueira huyó a Brasil toda vez que se hallaron los cuerpos un mes después de los asesinatos, ha reparado en que el autor confeso huyó a su país de origen, pero decidió regresar para no tener que enfrentarse a un proceso judicial en el país latinoamericano.

EFE
Pioz

"Él recuerda todo, pero dice que no puede recordar que les mató. Sólo empieza a recordar una vez ya están muertos", ha indicado, asegurando que aunque la defensa va a argumentar "amnesia parcial" sobre cómo se llevaron a cabo los asesinatos, se van a presentar pruebas periciales y psicológicas que constatan que se trata de una amnesia selectiva "porque no le interesa" contarlo.

Rocío Rojo ha adelantado algunas de las pruebas que se presentarán a lo largo de los seis días de vista, como el testimonio del propio Marvin desde Brasil.

"Es una persona que no tiene ninguna enfermedad, ninguna patología, perfectamente sana. La psicopatía no es una enfermedad mental", ha querido insistir la fiscal, quien ha abundado en su rechazo a la versión de la defensa sobre que Nogueira actuó por arrebato incidiendo en que tenía "todo calculado".

"Predispuesto a matar"

Rocío Rojo ha hecho referencia a una de las pruebas propuestas por la defensa, consistente en una prueba TAC que vendría a certificar que Nogueira está "predispuesto a matar" para justificar su locura y así rebajar la pena.

"Me quedo perpleja. ¿Por qué no nos hacen un TAC a todos al nacer? Y los que estemos predispuestos a matar, a la cárcel", ha dicho con ironía, agregando además que "para matar no hay que estar loco, hay que ser malo".

Todos estos argumentos han sido esgrimidos para solicitar al jurado popular que cuide de no considerar al acusado como un demente, lo cual le supondría "un premio" para él al ver rebajada su pena. "Una chocolatina para él". "Es uno de los crímenes más espeluznantes que he vivido", ha sentenciado en su primera intervención.

"Espeluznante"

Alberto Martín, letrado en representación de la familia de Marcos --tío de Nogueira-- ha apelado al "sentido común" del jurado para realizar su labor. En su opinión, este caso es "muy especial" por lo mediático, coincidiendo con la Fiscalía en que se trata de una de las causas más "espeluznantes" conocidas.

También ha dado por hecho que el acusado preparó "de manera premeditada" todos los utensilios que iba a necesitar para cometer los asesinatos, "todo ello reconocido en las declaraciones, porque había prueba de ello".

Igualmente, se ha alineado con los argumentos del fiscal para rechazar que actuara por arrebato, y ha afirmado que Nogueira llegó a la vivienda premeditadamente cuando sabía que sólo la madre y los niños estarían en ella.

Martín ha agregado que Nogueira es una persona "extremadamente inteligente" -con un coeficiente intelectual superior a 11-, además de que actuó "con toda la frialdad del mundo".

"Cometió un error, que fue el de comunicarse y retransmitir estos crímenes de forma personal a través de su teléfono. Procuraremos que se acabe sentando en el banquillo por su participación en estos crímenes", ha señalado, asegurando que los mensajes intercambiados con Marvin son "suficientes" para descartar el arrebato y confirmar los asesinatos.

SOMOS LO QUE HACEMOS