POLÍTICA
04/01/2019 17:51 CET | Actualizado 04/01/2019 19:05 CET

La "afable" conversación de veinte minutos entre Teodoro García (PP) y Javier Ortega Smith (Vox)

No hablan sobre violencia de género y se emplazan a a una reunión el martes

TWITTER / ORTEGA SMITH
Teodoro García y Javier Ortega Smith

La negociación entre Vox y el PP se va reconduciendo después de unas tensas jornadas marcadas por la exigencia de Santiago Abascal de retirar el acuerdo sobre violencia de género entre populares y naranjas para dar sus votos en la investidura al popular Juanma Moreno.

Han entrado en harina este viernes los 'números dos' de los partidos. Teodoro García Egea (PP) y Javier Ortega Smith (Vox) han hablado por teléfono esta tarde, según fuentes del PP consultadas por El HuffPost, que han subrayado que ha sido una "conversación afable" de 20 minutos.

García Egea, añaden las fuentes, le ha expuesto a Ortega Smith "la necesidad de articular una mayoría en el Parlamento andaluz que permita la investidura de Juanma Moreno como presidente".

Los dos, según la versión de los populares, "han repasado varios de los puntos que deberá acometer el próximo Gobierno de la Junta y que giran en torno a la realización de una auditoría de los gastos de la Junta, la optimización de recursos, el desmontaje de la llamada administración paralela o el fomento de la inversión y el emprendimiento en Andalucía para conseguir que se convierta en una de las regiones más prósperas de Europa".

Reunión el próximo martes

Ambos dirigentes se han emplazado a mantener una reunión de trabajo el próximo martes "para continuar desarrollando los puntos de acuerdo de cara a la investidura de Moreno", han especificado desde la dirección nacional del Partido Popular.

Los dos dirigentes de PP y Vox no han abordado el polémico tema de las ayudas de la violencia de género, según insisten las fuentes.

Esta conversación se ha producido después de que se haya confirmado por parte del PP de que han ofrecido a Vox ampliar las ayudas a todas las víctimas de violencia familiar sea cual sea su sexo, una vez que se constituya el Parlamento andaluz, pero sin modificar su pacto de gobernabilidad con Ciudadanos en lo relativo a la violencia machista.