VIRALES
06/01/2019 14:37 CET | Actualizado 06/01/2019 18:16 CET

Fernando Sánchez Dragó, 'trending topic' por lo que ha escrito sobre las mujeres

El escritor indigna en las redes por decir que en 2018 67 niños fueron "asesinados por sus mamaítas".

Fernando Sánchez Dragó.
GTRES
Fernando Sánchez Dragó.

El escritor y columnista del diario El Mundo Fernando Sánchez Dragó se ha convertido en 'trending topic' este domingo por el artículo que ha publicado en el rotativo conservador titulado Con faldas y a lo loco, en el que carga contra "el supremacismo feminista".

"¿Violencia de género? Eso es sólo un birlibirloque semántico para arramblar con el voto de las mujeres dispuestas a engullir el cebo machaconamente ofrecido por los medios de información que confunden ésta con la propaganda institucional", afirma el escritor en su artículo.

En él, y sin aportar ni una sola prueba estadística, asegura que "este año ha habido en España menos mujeres etiquetadas (sic) como víctimas mortales de violencia de género (47) que niños asesinados por sus mamaítas (67)".

"¿Violencia de género? Eso es sólo un birlibirloque semántico para arramblar con el voto de las mujeres", dice el escritor en su artículo

"A la luz de ese dato, que las autoridades judiciales y los medios de intoxicación se cuidan muy mucho de airear, ¿deberíamos concluir que todas las mujeres son asesinas en potencia tal como a todos los hombres se nos supone? ", añade.

El problema es que ese dato es falso, ya que las diversas estadísticas que contabilizan este tipo de homicidios no cuadran con el número aportado por Sánchez Dragó.

Según la ONG Save The Children, en 2018 fueron asesinados 22 niños por causas violentas en España. La mayoría, aunque no todos, fueron asesinados por sus padres. Tres de ellos aparecen en la estadística de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género, tal y como recoge Europa Press.

Esta misma ONG registra que en 2017 murieron 14 menores por causas violentas en España, también un número muy alejado del número que aporta Dragó.

Su artículo ha generado mucha controversia en Twitter, donde ha sido duramente criticado:

EL HUFFPOST PARA IKEA