POLÍTICA
10/01/2019 10:49 CET | Actualizado 10/01/2019 13:52 CET

Marín sostiene que las medidas acordadas por PP y Vox "no afectan" y "no chocan" con lo firmado por Ciudadanos

Defiende que no han pactado con la extrema derecha y no califica a así a Vox.

EFE
PP y Cs

Un día después de llegar a un acuerdo a tres bandas, Ciudadanos ha salido a explicar lo acordado en Andalucía para desvincularse de Vox y no empañar su entrada en el Gobierno andaluz a partir de la semana que viene, a pesar de que son necesarios los de Santiago Abascal para desalojar al PSOE.

Ciudadanos pactó con el PP a primera hora de la tarde las condiciones para el futuro Ejecutivo andaluz, y posteriormente los populares sellaron un documento con 37 puntos con Vox. No hubo foto de los tres partidos, pero son necesarios los votos de estas tres formaciones para que Juanma Moreno (PP) sea presidente y Juan Marín (Cs), vicepresidente.

Marín ha apuntado este jueves que las medidas que el PP ha acordado con Vox "no afectan" a las 90 medidas que el PP y Cs han suscrito para desarrollar en el marco de un gobierno de coalición durante la legislatura en la comunidad, y "no interfieren" con las mismas.

"No chocan en absoluto", ha aseverado Marín en una entrevista en Canal Sur Radio en la que ha insistido en que Ciudadanos "no ha participado en ninguna negociación" entre el PP y Vox, y su partido conoció el acuerdo de ambas fuerzas "una vez que se cerró" y "nos dieron traslado del mismo".

Marín ha destacado que, frente al primer documento de propuestas que presentó Vox para apoyar la investidura del candidato del PP-A, que era "algo completamente fuera de lugar que no correspondía a las necesidades sobre lo que había que hacer en Andalucía", en el acordado este miércoles se aprecia "una declaración de intenciones en algunas áreas que, en la inmensa mayoría" de los casos, como lo que tiene que ver con la bajada de impuestos, "ya está reflejada en el acuerdo de 90 medidas" de 'populares' y Cs, según ha sostenido.

En todo caso, tanto en Canal Sur Radio como en otra entrevista en la Cadena SER, Marín ha insistido en desmarcarse del acuerdo del PP y Vox, y ha señalado que serán ambos partidos "los que tendrán que ver cómo ponen en marcha algunas de sus propuestas" y "tendrán que buscar apoyos en el Parlamento para sacarlas adelante".

"No es cierto que Cs se apoye en la extrema derecha"

En esa línea, y en respuesta al presidente francés, Emmanuel Macron, Marín ha afirmado que "no es cierto" que Cs "se apoye en la extrema derecha para gobernar", y ha agregado que "probablemente haya que explicárselo" al dirigente galo, quien "cuando vea el documento de 90 medidas verá que eso no es así", ha apuntado.

Además, ha rehusado calificar de "extrema derecha" a Vox, porque "no le pongo calificativos a nadie", según ha manifestado, y ha recordado en todo caso que dicho partido ha obtenido 12 escaños en el Parlamento porque obtuvo el respaldo de unos 400.000 andaluces en las urnas.

Preguntado, en concreto, sobre algunas de las medidas acordadas por el PP con Vox, Marín ha indicado que la propuesta de crear una Consejería de Familia "ya estaba en el acuerdo de PP y Cs" y, de hecho, "es una propuesta" del partido naranja, según ha expuesto.

13 cosas que no sabías de Juan Marín

Moreno (PP) será presidente de la Junta al acordar con la extrema derecha de Vox

Ha precisado que "no habrá una consejería específica de Familia", sino que se prevé una "de Políticas Sociales, Igualdad, Conciliación y Familia", si bien aún tienen pendiente de concretar con el PP qué áreas quedan bajo la competencia de dicho departamento, entre las que podrían figurar "infancia, dependencia o atención temprana".

El PP y Vox también han acordado "poner en marcha un sistema de atención a mujeres con embarazos no deseados que les proporcione información, asistencia y alternativas socioeconómicas". Al respecto, y a la pregunta de si la sanidad pública andaluza va a seguir sufragando "interrupciones legales de embarazos", Marín ha respondido que "por supuesto".

En esa línea, ha manifestado que "no va a cambiar nada en la sanidad pública andaluza", y lo que se pretende es "devolver la normalidad a un servicio público que debería ser la joya de la corona, pero que no lo ha sido" en estos últimos años, sin renunciar a "lo bueno que se haya podido hacer", pero sabiendo que "hay muchas cosas que cambiar".

Sobre la educación diferenciada, cuya coexistencia con la pública, privada y concertada se han comprometido a garantizar PP y Vox, el dirigente de Cs ha indicado que su partido mantiene "una posición muy clara" al respecto y "no estamos" en la postura de financiar dicho modelo de educación con recursos públicos. Además, ha remarcado que él apuesta "por una educación pública de calidad".

Respecto a la Ley de Memoria Histórica y Democrática, que PP y Vox han acordado sustituir por una Ley de Concordia, Marín ha recordado que Cs se abstuvo en el Parlamento en la aprobación de dicha normativa "porque no compartíamos el texto", y "no vamos a cambiar de postura" ahora.

Cerrar los "flecos" de la estructura de Gobierno

Respecto a la negociación mantenida por Cs y el PP tras la celebración de las elecciones del 2 de diciembre, Marín ha apuntado que ha sido "muy compleja, y sigue siéndolo", ya que, "a partir de las 12,30-13,00 horas" de este jueves seguirá "trabajando con mi equipo y representantes del PP" para terminar de perfilar la estructura de la Junta, que "es muy compleja" y "enorme", y que es una administración que cuenta "con 250.000 empleados públicos".

Tras indicar que desde Cs quieren conformar "una administración más ágil" y "eliminar trabas administrativas", ha señalado que "estamos ultimando los detalles" pendientes sobre la estructura de la Administración autonómica, y espera que "entre hoy y mañana (viernes) quede definida" y se cierren los "flecos" pendientes. Además, ha aprovechado para dar públicamente "las gracias a los técnicos que han hecho un gran trabajo" en esta materia.

También ha señalado que él mismo ha "dirigido" personalmente "las negociaciones" de Cs "desde aquí con mi equipo", y que éstas han sido "ratificadas por unanimidad" por parte de la ejecutiva nacional del partido naranja, algo que ha valorado.

Marín ha sostenido que se convertirá en vicepresidente de la Junta -según lo acordado con el PP- "gracias a los 21 escaños" logrados por Cs en las elecciones del 2 de diciembre, que han permitido que habrá "cambio en Andalucía".

"Habrá que hablar"

En todo caso, asume que en la XI Legislatura que ahora comienza habrá que buscar el "diálogo y consenso" para "llevar a cabo muchas de las medidas de los 90 puntos" del acuerdo de PP con Cs, que contarán con 47 escaños, ocho menos de la mayoría absoluta, que en el Parlamento andaluz está fijada en 55 diputados, por lo que "habrá que hablar" entre las distintas fuerzas.

Marín ha recordado que en la pasada legislatura ya se alcanzaron consensos entre las diversas fuerzas, y, además, ha destacado por ejemplo que Podemos suscribió la iniciativa que Cs presentó para la eliminación de aforamientos en Andalucía, una postura que espera que el grupo Adelante Andalucía mantenga en esta legislatura para una medida que, además, está contemplada en el acuerdo con el PP.

De esta manera, y aunque está "convencido de que la legislatura va a ser complicada", Marín también cree que "a través de acuerdos puntuales se sacarán adelante las iniciativas que sean necesarias para mejorar la vida de los andaluces".

EL HUFFPOST PARA VODAFONE