VIRALES
18/01/2019 12:15 CET | Actualizado 18/01/2019 12:15 CET

Ylenia también reconoce en 'GH Dúo' (Telecinco) que coqueteó con las drogas

La exconcursante de 'Gandía Shore' ya lo ha superado.

Ylenia reconoce haber convivido con las drogas.

El pasado martes 15, Kiko Rivera confesó en Límite 48 Horas de GH Dúo (Telecinco) su pasado con las drogas sorprendiendo a toda España y emocionando a sus compañeros y seguidores: "En determinado momento de mi vida, y de ahí viene en gran parte mi depresión, estuve con adicción a las drogas. Lo pasé muy mal".

Pues bien, Kiko no es el único concursante del programa que ha tenido problemas con determinadas sustancias a lo largo de su vida. Este jueves ha sido el turno de Ylenia Padilla, que ha reconocido que en diferentes episodios ha tenido que convivir con las drogas y que lo ha pasado mal.

Ylenia se ha abierto como nunca: "Nunca pienso que he tenido una adicción grave, pero sí que es verdad que a veces en el mundo de la noche de Madrid se te va un poquito y puedes hacer ciertas cosas que no harías si no estuvieras en ese mundo. Me he sentido identificada en el sentido de que me he tenido que apartar de todo esto porque si no podía llegar al punto que él llego".

(VER AQUÍ EL VÍDEO DEL MOMENTO)

Además, la exconcursante del reality Gandía Shore se ha visto identificada con Kiko Rivera al haber tenido que ir "al psicólogo tras estar deprimida en casa y llevar una lucha interna. He tenido que rechazar un montón de trabajos y he perdido mucho dinero, pero me siento muy orgullosa conmigo misma porque ya no la necesito".

De la misma manera, Ylenia también ha admitido que "la noche te incita a hacer cosas para ser simpático, aunque no sea tomar drogas, vale con beber y a mí esto me sienta mal por mi estómago".

Sobre su estado físico ha tenido palabras y se ha quejado de que por su peso y complexión física la gente le acuse de tomar drogas: "Siempre tengo una sombra sobre mí, por por mi carácter y porque estoy delgada. Todo el mundo me ataca por ahÍ".

Por último, Ylenia ha descartado cualquier vuelta a ese mundo de la noche y de las drogas, ya que "tengo 30 años y quiero hacer otro tipo de cosas, he vivido mucho la noche y no la quiero ni en pintura".

No quiero la noche ni en pintura, quiero vivir otro tipo de vida. Tengo 30 años y quiero hacer otro tipo de cosas, he vivido mucho la noche. He dicho que no a un montón de trabajo, he perdido mucho dinero, pero me siento muy orgullosa.