TENDENCIAS
03/02/2019 02:54 CET | Actualizado 04/02/2019 15:55 CET

Los siete momentos de la gala de los premios Goya 2019 de los que más se va a hablar

Pedro Almodóvar y sus 'Mujeres al borde de un ataque de nervios' han puesto el broche final al entregar a 'Campeones' el galardón a la Mejor película.

Campeones ha ganado el partido. El largometraje de Javier Fesser ha cerrado la gala de los Goya como la Mejor película de 2019. Finalmente, El reino no lo ha logrado, aunque la cinta de Rodrigo Sorogoyen se ha despedido de Sevilla con un buen número de reconocimientos: 7 de los 13 a los que optaba, incluido el de Mejor dirección.

Si por algo se ha caracterizado esta ceremonia ha sido por la naturalidad, el humor, y los mensajes reivindicativos, especialmente de minorías que han podido hacerse oír este sábado en la gala presentada por unos acertados Silvia Abril y Andreu Buenafuente, que han ido de menos a más.

1. El discurso más emotivo, el de Jesús Vidal (Campeones)

Nadie ha tenido dudas: el discurso más emotivo de la noche ha sido el de Jesús Vidal. El intérprete con discapacidad ha sido el ganador del Goya a Mejor actor revelación por Campeones. Vidal ha conseguido poner de acuerdo a quienes no suelen estarlo, como PSOE, Podemos y C's, que han dejado sus impresiones plasmadas en Twitter. "Me vienen a la cabeza tres palabras: inclusión, diversidad, visibilidad. ¡Qué emoción! Muchísimas gracias!", ha explicado Vidal con el Goya en la mano. El actor ha dejado llorando a buena parte del público.

2. Amaia y Rosalía, las actuaciones de la noche

Rosalía ha puesto la piel de gallina a todo el mundo con su versión de Me quedo contigo, la canción de Los Chunguitos. Hasta el momento en el que ha aparecido en el escenario del auditorio Fibes de Sevilla nadie sabía que la cantante iba a interpretar este tema, que formó parte de la banda sonora de Deprisa, deprisa, de Carlos Saura. Las reacciones han sido unánimes: una maravilla de actuación.

Otro de los momentos musicales más esperados ha sido el de Amaia Romero. La ganadora de OT 2017 ha mostrado una vez más su característica naturalidad al frenar su actuación "por un problema, no se ha escuchado la claqueta", y ha vuelto a salir a escena. La artista ha cantado Este es el momento, Me vas a extrañar, El hombre que mató a Don Quijote y Una de esas noches sin final, con Judit Neddermann y Rozalén.

3. La dedicatoria de Arantxa Echevarría a los intolerantes

Arantxa Echevarría se ha llevado a casa el Goya a la Mejor directora novel y una buena ovación del auditorio de Sevilla. La directora de Carmen y Lola ha pedido más apoyo y mucha más presencia femenina en la industria. "Hay que medir la madurez de una sociedad por el sitio dónde está la mujer en ella", ha apuntado. Por eso la cineasta ha tenido claro a quién dedicar el premio. Ya había explicado hace días que se acordaría de Vox.

"A todos los que no nos permiten amar diferente, a los que no son capaces de ponerse en la piel de la minoría, a los que creen que no hace falta una ley de violencia de género, a los que creen que no hacen falta ayudas LGTB, que no es parte de la sanidad pública el aborto, que no creen que el cambio de sexo deba estar en la sanidad pública. Se lo quiero dedicar para que vayan a ver la película, y vean una película de gitanas, lesbianas y mujeres", ha sentenciado entre aplausos.

4. El cachondeo con los sobres, la broma más repetida

"Loctite o superglue patrocina este espectáculo". Los encargados de anunciar los ganadores de esta edición de los Goya se las han visto negras para poder descubrir cuál era el nombre escrito dentro del sobre. Estaban cerrados a conciencia, y los espectadores se han percatado de ello y lo han dejado por escrito en Twitter una y otra vez.

5. El chiste de Màxim Huerta sobre sí mismo

Como cada año, la gala del cine se ha acordado de la manera más ácida de la política desde el mismo momento de la apertura. Andreu Buenafuente y Silvia Abril han encontrado la relación entre Pablo Echenique y la industria de la forma más curiosa. Según los presentadores, el secretario de organización de Podemos es "un político muy cinematográfico, su vida es un travelling". Aunque en este plano, lo bueno se ha hecho esperar, y ha llegado con la aparición de Màxim Huerta, el exministro de Cultura, que ocupó el cargo durante seis días. El valenciano ha vuelto a ser fugaz e irónico. Casualmente, ha aparecido sobre el escenario para entregar el premio a Mejor Corto de Ficción y ha incidido en ello: "No se preocupen, que ya saben que soy breve".

6. Almodóvar y sus Mujeres al borde de un ataque de nervios

Por si la reaparición de Màxim Huerta no fuese suficiente, al final de la noche han subido las apuestas con Pedro Almodóvar. El director ha logrado reunir a sus Mujeres al borde de un ataque de nervios: Loles León, Julieta Serrano y Rossy de Palma. Las tres se han sumado al manchego para poner el broche de oro y entregar el Goya a la Mejor Película: Campeones.

EFE

Bonus track: Antonio de la Torre homenajea a Chiquito de la Calzada

A pesar de sus 13 nominaciones en 10 ediciones de los Goya, Antonio de la Torre sólo había ganado uno de ellos. Fue en el año 2006 por su papel en AzulOscuroCasiNegro. Trece años, el protagonista de El reino se ha hecho con su segundo cabezón y ha cumplido una promesa: se ha despedido rindiendo un especial homenaje a Chiquito de la Calzada, al grito de "por la gloria de mi madre".

ESPACIO ECO